Parece que ni siquiera el cementerio es inmune a la inflación. Los 13 artistas, atletas y animadores fallecidos en la lista de este año de las celebridades fallecidas con mayores ingresos ganaron un récord de 1,6 mil millones de dólares, lo que representa un aumento del 72% sobre el total del año pasado. Se trata de la mayor cifra anual desde que comenzamos a rastrear las ganancias desde la tumba en 2001

En el segundo puesto, la leyenda del baloncesto Kobe Bryant con 400 millones de dólares. El deportista falleció el 26 de enero de 2020 en un accidente de helicóptero. Tenía 41 años.

La difunta leyenda de los Lakers tenía una participación del 7% en la bebida energética BodyArmor y formaba parte de la dirección de la compañía antes de su muerte en 2020. En noviembre de 2021, Coca-Cola acordó comprar el 70% de BodyArmor —que aún no poseía— por 5.600 millones de dólares a una valoración de 8.000 millones de dólares. El patrimonio de Bryant recibió 400 millones por las ganancias de la venta.

Haz clic aquí para leer la lista completa.