Publicado enOpinión

Propaganda

A priori no me gusta el término. Lo asocio con las estrategias usadas por los nazis para difundir sus ideas y ganarse apoyos. Es evidente que es una herramienta poderosa para crear adeptos e incluso incondicionales. Además de poderosa, peligrosa. Hasta la podríamos calificar de arma de destrucción masiva, según su uso. Y también creo […]