Imagen: Unsplash
 

En las primeras horas del pasado jueves, tras el primer ataque de Rusia a Ucrania, Come Back Alive, una fundación con sede en Kiev que brinda apoyo al Ejército ucraniano, recaudó alrededor de 400.000 dólares en bitcoins (357.730 euros), según la firma de análisis de blockchain Elliptic, y para el viernes a las 5:30 a. m., la billetera de la organización recibió 109 BTC (aproximadamente 4.1 millones de dólares) en más de mil donaciones en total

Come Back Alive, organización fundada en 2014, inspira su nombre en las inscripciones hechas por su fundador, el especialista en informática, Vitaliy Deynega, en los chalecos antibalas enviados a los soldados que luchaban contra las fuerzas rusas en el este de Ucrania. Actualmente recauda fondos para suministrar al ejército ucraniano drones, cámaras termográficas y software especializado.

«Algunos grupos de voluntarios ucranianos y ONGs que aceptan criptodonaciones tienen vínculos muy estrechos con el gobierno de Ucrania, y esto se suma a la tendencia de los estados nacionales que recurren a los criptoactivos como medio para recaudar fondos», señala el informe de Elliptic. “Irán está utilizando la minería de Bitcoin como una forma de monetizar sus reservas de energía, mientras que se cree que Corea del Norte está robando criptomonedas para respaldar su programa de desarrollo de misiles”.

A esto se suma que durante meses, los líderes ucranianos se han esforzado para convertir al país en un nuevo paraíso criptográfico, de acuerdo con The New York Times. Además, el jueves pasado, el parlamento ucraniano aprobó un proyecto de ley para legalizar las criptomonedas, basándose en un esfuerzo similar realizado en septiembre antes de que el presidente Volodymyr Zelensky lo vetara. Zelensky argumentó que el país no podía darse el lujo de crear un nuevo sistema regulatorio para los activos digitales.

Sin embargo, desde 2017, el banco central de Ucrania ha estado trabajando en una moneda digital del banco central para lanzarla al mercado, y recientemente anunció una prueba utilizando Stellar.

De hecho, los ucranianos se encuentran entre los usuarios de criptomonedas más activos. El portal de datos Blockchain Chainalysis clasifica a Ucrania como el cuarto mayor adoptador de criptomonedas en el mundo.

El jueves, el director ejecutivo del intercambio de criptomonedas FTX, Sam Bankman-Fried, tuiteó que su compañía había donado 25 dólares (22 euros) a cada cliente ucraniano. Además, los grupos de protesta rusos, entre los que se encuentran la banda de rock Pussy Riot, lanzaron Ucrania DAO, una organización autónoma dedicada a recaudar fondos para organizaciones civiles ucranianas.