El coronavirus ha afectado a muy diversos sectores y el inmobiliario no iba a ser menos. La pandemia ha propiciado la caída de los precios de alquiler en las principales ciudades españolas en julio por primera vez desde la crisis del ladrillo, según publica El País.

Alquilar casa en las seis mayores ciudades del país fue más barato en julio que en junio, una afirmación en la que coinciden casi de forma unánime los portales inmobiliarios, según los datos publicados por el diario.

Madrid es ahora más cara, aunque el precio del alquiler en la capital española ha descendido, según dos de las tres fuentes consultadas, mientras que Barcelona ha sufrido el mayor ajuste. Tampoco se libran de las bajadas Valencia, Sevilla, Zaragoza o Málaga.

Los registros de Idealista sitúan a todas las ciudades españolas de más de medio millón de habitantes en números negativos, algo que no sucedía desde noviembre de 2013. Según Fotocasa, las seis grandes urbes también se abarataron. Es destacable que los datos son dispares porque cada portal usa bases y metodologías distintas, la horquilla de caídas mensuales oscila del 0,6% al 3,1%.

Por su parte, la estadística de Pisos.com señala una caída del 4,51% en Madrid, mientras que en Málaga cifra un encarecimiento del 0,93%. La ciudad andaluza rompe precisamente la unanimidad, pero solo en el dato de Pisos.com. Ese portal, sin embargo, la sitúa como la que sufre una bajada interanual (de julio de 2019 al mismo mes de este año) más acusada, del 9,45%.

Caídas por la pandemia

La causa fundamental de las bajadas generalizadas es el coronavirus. Los cambios que ha provocado en la oferta y la demanda han llevado a caídas insólitas desde la crisis de la pasada década. En el conjunto de España, dos de los tres portales consideran que los pisos se abarataron en julio y el tercero, Idealista, apenas anota una subida del 0,1%.

Por su parte, una causa del aumento de oferta es la llegada al mercado de pisos turísticos. Un reciente estudio de Pisos.com, que tiene una pequeña sección de alquiler vacacional, detectó que entre marzo y mediados de julio se produjo un trasvase de ese tipo de anuncios al arrendamiento residencial del 20%. El portal calcula que su oferta de alquiler de vivienda habitual en julio era un 31% superior a la de abril.

Si se analizan las variaciones interanuales, tanto Fotocasa como Idealista coinciden en que la media nacional era aún más cara este julio que el del año pasado. Pero la situación cambia en las grandes ciudades. Según Idealista, Barcelona es más barata que hace un año. Fotocasa también sitúa en esa posición a Madrid y Málaga. Para Pisos.com, salvo Zaragoza (la más barata y la que menos ha subido últimamente), las otras cinco presentan ya caídas interanuales. Los datos no son homogéneos: cada portal usa su sistema, todos basados en las ofertas y no en los precios a los que se cierran las operaciones. Pero sí permiten seguir la evolución y tendencia de este mercado.

¿Casa para todos? Del chalet de lujo al ‘pisito’ de alquiler