Está confirmado. Papá Noel se alojará de nuevo en una de las lujosas Suites del hotel Mandarin Oriental, Barcelona, mientras trabaja preparando la Nochebuena. Su despacho, un espacio único lleno de luces, magia y millones de cartas procedentes de todos los rincones del planeta, podrá visitarse por los más pequeños que tendrán la oportunidad de entregarle sus misivas cargadas de deseos.

Y es que el Jardín Mimosa del hotel, dónde se ubicará su lugar de trabajo, se convertirá en un pequeño mercado navideño que completará esta experiencia, ideal para pasear las tardes de invierno y tomarse un chocolate caliente, una copa de cava, comer dulces típicos de estas fiestas como turrones o galletas de jengibre, así como hacer compras de productos locales exclusivos.

Además, aquellos que se acerquen a Mandarin Oriental, Barcelona esta Navidad podrán colaborar, un año más, con la Fundación Soñar Despierto y Llar Nova Esperança para cumplir los deseos de 30 niños que viven en centros de acogida. ¡Sin duda, la Navidad es la época perfecta para desear, apoyar y cumplir un deseo!

Gastronomía para celebrar

Durante estas fiestas los restaurantes de Mandarin Oriental, Barcelona brindan la oportunidad de disfrutar de la mejor experiencia gastronómica, diseñada en exclusiva para celebrar la Navidad.

Por un lado, para quienes desean sentir unas navidades gastronómicas sin igual, estas fechas serán la oportunidad única para degustar platos tan tradicionales, festivos y deliciosos como la escudella vestida de Navidad; el huevo dorado con caviar Petrossian o la lasaña de bogavante de la mano de Raül Balam y su equipo, en Moments. Un menú especial que solo podrá disfrutarse durante las cenas del 24 y 31 de diciembre y la comida del día 25. El resto de los días, Moments seguirá ofreciendo su menú temático de dos estrellas Michellin inspirado en “Las Maravillas del Mundo” con el que recorrer, sin levantarse de la mesa, doce monumentos del mundo antiguo como el Coliseo Romano, Machu Picchu, Petra o el mismismo Taj Mahal.

Por otro, de la mano de Carme Ruscalleda, en Blanc se ofrecen menús especiales en las comidas del 25 y 26 de diciembre, 1 y 6 de enero y en las cenas del 24 y 31 de diciembre. Los menús varían en función del día escogido y cuentan con precios especiales a partir de 32 euros para los más pequeños. Este restaurante ofrecerá platos tan únicos y especiales como la coca ibérica, el Mi-cuit de foie con pistachos o el asado tradicional de pollo del Prat “pota blava” con orejones, piñones y ciruelas.

El lujo de regalar relax

Además, el hotel ofrece una opción muy especial para regalar experiencias de ensueño a los seres queridos estas fiestas: la tarjeta regalo. En ella cabe desde el servicio legendario de Mandarin Oriental, pasando por la cocina con estrellas Michelin de Moments o las relajantes experiencias en el spa, todo en un elegante paquete preparado para deleitar a quien lo recibe.

También puedes decidirte por el Spa&Lunch, un regalo que permite relajarse con un masaje Esencia Oriental y seguidamente disfrutar de un almuerzo en el restaurante Blanc o un exclusivo tratamiento para el pelo en el HairSpa by Miriam Quevedo. Otra opción puede ser regalar una tarde de cócteles en el increíble Banker’s Bar o una noche romántica con desayuno incluido.

Y es que regalar bienestar y experiencias para los sentidos es uno de los mayores lujos y, con estas propuestas, el Mandarin Oriental Barcelona se convierte en un lugar mágico dónde celebrar unas fiestas de ensueño, esta Navidad.