El príncipe Harry y su esposa Meghan Markle han dado la bienvenida a su segundo hijo, una niña a la que han llamado Lilibet Diana.

La pequeña nació el viernes en Santa Bárbara, California, y tanto ella como la madre se encuentran en perfecto estado, según indicó la pareja este domingo.

«Ella es más de lo que podríamos haber imaginado, y seguimos agradecidos por el amor y las oraciones que hemos sentido desde todo el mundo», escribieron Harry y Meghan en un comunicado. «Gracias por su continua amabilidad y apoyo durante este momento tan especial para nuestra familia.

Isabel II y Lady Di

El nombre, Lilibet Diana Mountbatten-Windsor, rinde homenaje a dos de las mujeres más importantes en la vida de Harry.

Lilibet era un apodo de la infancia utilizado por los miembros cercanos de la familia real para llamar a la reina Isabell II. Al parecer, la soberana tenía problemas para pronunciar su propio nombre cuando era niña. 

Por otra parte, el segundo nombre, Diana, es un guiño a la madre de Harry, Lady Di, fallecida en un accidente de tráfico en 1997.

Lilibet comparte el segundo nombre con Charlotte Diana, hija del príncipe Guillermo y Kate Middleton.

En lugar de regalos, Harry y Meghan pidieron a los simpatizantes que apoyaran a varias organizaciones sin ánimo de lucro dedicadas a mejorar la vida de las mujeres y las niñas. Entre ellas, Girls Inc, Harvest Home, CAMFED o Myna Mahila Foundation.

Dos hijos por “cuestiones ambientales” y octava en la línea de sucesión 

El matrimonio, que tuvo a su primer hijo Archie en mayo de 2019, probablemente no tenga más descendencia. Así lo comunicó Harry a la antropóloga británica Jane Godall, que declaró que “por cuestiones ambientales” él y Meghan sólo tendrían dos hijos.

Lilibet es la octava en la línea de sucesión al trono, después de su abuelo, el príncipe Carlos, su tío, el príncipe Guillermo, los tres hijos de Guillermo, su padre, Harry, y su hermano, Archie.

El pasado mes de julio, antes de quedarse embarazada de Lilibet, Meghan sufrió un aborto espontáneo, sobre el que escribió un artículo de opinión para el diario The New York Times

Problemas con Buckingham

Los duques de Sussex dejaron de ser miembros trabajadores de la familia real el año pasado, y en marzo concedieron una entrevista a Oprah Winfrey en la que alegaban que miembros de la familia real habían expresado su «preocupación» por el tono de piel de Archie.

Por su parte, desde Buckingham Palace han felicitado a los felices padres.