El mundo vio la semana pasada en estado de shock como el piso se derrumbaba debajo de Sam Bankman-Fried. En el transcurso de solo unos días, el fundador de treinta años y exdirector ejecutivo de FTX pasó de ser una de las cincuenta personas más ricas de Estados Unidos y una de las figuras más influyentes de las criptomonedas a ser el protagonista del mayor colapso de las mismas hasta la fecha.

Un informe escéptico de Coindesk sobre las finanzas de la empresa hermana de FTX, Alameda Research, inició el declive. La revelación de que al menos 5.800 millones de dólares de los activos de Alameda estaban vinculados al token nativo de FTX, FTT, provocó que los inversores retiraran frenéticamente sus fondos del exchange. Informes posteriores de The Wall Street Journal y otros alegaron que Alameda Research usó hasta 10.000 millones de fondos de clientes de FTX para hacer sus apuestas, algo que es altamente ilegal. Bankman-Fried esencialmente admitió con un reportero de Vox haber operado con activos de clientes de FTX en un intercambio. La fortuna estimada de Bankman-Fried pasó de 17.000 millones a menos de mil millones en días. FORBES calcula que ahora podría estar más cerca de cero. Alameda Research, FTX y FTX U.S. se declararon en bancarrota el viernes once de noviembre y Bankman-Fried renunció como CEO el mismo día. (SBF podría haber escondido algo de efectivo de una participación que supuestamente vendió a inversores o de 2.700 millones en préstamos que tomó de Alameda Research).

Aunque las consecuencias de la implosión de FTX todavía se están descubriendo, una cosa está clara: pocos multimillonarios han caído tan lejos y tan rápido como Bankman-Fried. Entre los que perdieron casi toda su fortuna en el transcurso de unos pocos días o semanas se encuentran el inversor Adolf Merckle, que fue una de las personas más ricas de Alemania y que naufragó con la crisis financiera de 2008, y Kanye West, cuyo antisemitismo resultó ser su perdición.

Dos magnates superricos que nunca llegaron a la lista de multimillonarios de FORBES pero que también sufrieron enormes estallidos: Bernie Madoff (m. 2021), el tristemente célebre estafador que dirigió el mayor esquema Ponzi de la historia, y Bill Hwang, de Archegos Capital Management, cuya empresa de inversión se derrumbó casi de la noche a la mañana el año pasado, provocando pérdidas estimadas en 10.000 millones de dólares para algunos de los mayores bancos del mundo.

En los últimos veinte años, otras fortunas se han derrumbado por una amplia variedad de motivos, incluidos el fraude y el engaño. Muchas de estas explosiones han dado lugar a demandas e incluso a la cárcel. Eso incluye a Elizabeth Holmes, la fundadora de Theranos, que fue sentenciada el pasado viernes 18 de noviembre a más de once años de cárcel por estafar a los inversores. Otros tres están ahora tras las rejas mientras que uno está en arresto domiciliario y otro a la espera de juicio.

La página final de la historia cada vez más extraña de SBF aún no se ha escrito. Mientras el mundo está pendiente de su destino y del de FTX, he aquí una mirada de las mayores caídas de multimillonarios de la historia reciente, y la situación actual de estos individuos. (En orden descendente desde el más reciente):

Kanye West: un imperio del calzado derrocado por el antisemitismo

Máximo patrimonio neto: 2.000 millones de dólares en abril de 2022.
Patrimonio neto ahora: 400 millones de dólares.
Fecha de explosión: octubre de 2022.

Después de que Kanye West publicara una serie de comentarios antisemitas, teorías de conspiración y otros comportamientos controvertidos, el rapero y diseñador ahora conocido como Ye fue eliminado por el socio comercial clave de Yeezy, Adidas, en octubre. Antes se terminó el que se suponía que sería un contrato de diez años con el minorista de ropa Gap. También cortaron lazos con West la casa de moda francesa Balenciaga, el minorista Foot Locker, su agencia de talentos CAA y su banquero JPMorgan. A pesar del colapso de su imperio comercial, Ye todavía tiene una fortuna estimada de 400 millones de dólares del valor de sus bienes raíces personales, su catálogo de música, su efectivo y una participación del 5% en Skims, la marca de fajas valorada en 3.200 millones puesta en marcha por su exesposa, la multimillonaria Kim Kardashian.

Nirav Modi: joyero fugitivo

Máximo patrimonio neto: 1.800 millones de dólares en 2015.
Patrimonio neto ahora: No disponible.
Fecha de explosión: 2018.

El antiguo joyero de las estrellas, cuyas costosas chucherías fueron adornadas por personajes como Kate Winselet, Dakota Johnson y Priyanka Chopra-Jonas, ahora está en la prisión de Wandsworth en el suroeste de Londres luchando contra su extradición a la India. A principios de este mes de noviembre, el Tribunal Superior de la capital inglesa ordenó su extradición. El diamantaire de origen indio, que aspiraba a ser el próximo Harry Winston con tiendas en todo el mundo, fue acusado de defraudar al Banco Nacional de Punjab, de propiedad estatal, por 1.800 millones de dólares para financiar la expansión de su firma Firestar International, ahora en bancarrota.

Modi huyó de la India en 2018 poco antes de que estallara el escándalo y un año después fue visto en las calles de Londres luciendo un bigote. Fue arrestado poco después. Las autoridades indias han estado recuperando las cuotas de Modi confiscando y vendiendo sus bienes, incluida su preciada colección de arte. El desertor de la Escuela Wharton nació en una familia de comerciantes de diamantes y creció en Bélgica. Se mudó a la India para aprender el oficio familiar con su tío y se independizó en 1999.

Rishi Shah: acusado de fraude, en espera de juicio

Máximo patrimonio neto: 3.600 millones de dólares en 2017.
Patrimonio neto ahora: 0 dólares.
Fecha de explosión: 2018.

Rishi Shah llamó la atención por ser el joven fundador que abandonó la universidad de la empresa de medios de atención médica Outcome Health, que recaudó 600 millones de dólares a una valoración de 5.600 millones en mayo de 2017. Sin embargo, dos años después de que Shah ingresó a las filas multimillonarias, él y dos altos ejecutivos de Outcome fueron acusados de fraude por supuestamente robar alrededor de mil millones de dólares de clientes, prestamistas e inversionistas al tergiversar el desempeño financiero de la compañía y el éxito de sus productos. Los tres se declararon inocentes después de que fueron acusados en 2019 y serán juzgados en 2023.

John Kapoor: fabricante de drogas en desgracia en prisión

Máximo patrimonio neto: 3.300 millones de dólares en 2015.
Patrimonio neto ahora: No disponible.
Fecha de explosión: 2017.

El empresario e inversor de la industria farmacéutica John Kapoor fue el fundador, director ejecutivo y presidente del fabricante de opioides Insys Therapeutics. En octubre de 2017, Kapoor fue arrestado y acusado de conspirar para sobornar a los médicos para que recetaran el aerosol de fentanilo Subsys de la compañía, que fue diseñado para aliviar el dolor relacionado con el cáncer a pacientes que no lo necesitaban. Insys se declaró en bancarrota y dijo que cerraría sus operaciones en 2019. El empresario nacido en la India, que abandonó la clasificación de multimillonarios de FORBES solo unos meses después de su arresto, recibió una sentencia de prisión de cinco años y medio en 2020 después de que el jurado lo declarara a él y a otros cuatro ejecutivos de Insys culpables de una conspiración de extorsión. Su libertad está prevista para agosto de 2024, según la Oficina Federal de Prisiones.

Elizabeth Holmes: exmagnate de la medicina sentenciada a once años de prisión

Máximo patrimonio neto: 4.500 millones de dólares en 2015.
Patrimonio neto ahora: 0 dólares.
Fecha de explosión: 2016.

La cofundadora de Theranos, Elizabeth Holmes, fue una vez el brindis del mundo tecnológico por desarrollar un dispositivo que, según ella, revolucionaría las pruebas de sangre al usar solo una o dos gotas de sangre de la yema del dedo de una persona. En 2015, la desertora de la Universidad de Stanford fue la mujer más rica que se hizo a sí misma en Estados Unidos. Un año después, FORBES redujo la estimación de su fortuna a cero, después de que la tecnología demostrara ser poco confiable y la empresa enfrentara una gran cantidad de investigaciones de las agencias federales. En 2018, fue acusada de fraude electrónico. En 2021, el caso fue a juicio, donde Homes trató de culpar a su exnovio y expresidente y director de operaciones de Theranos, Ramesh «Sunny» Balwani. Sin embargo, los jurados no la creyeron y la condenaron en enero de 2022 por cuatro cargos de fraude a los inversores. Embarazada de su segundo hijo, fue sentenciada a más de once años tras las rejas este mes de noviembre. Balwani también fue declarado culpable y enfrenta hasta veinte años de prisión por fraude electrónico y conspiración para cometer fraude electrónico.

Eike Batista: una vez que los más ricos de Brasil fueron condenados a treinta años

Máximo patrimonio neto: 30.000 millones de dólares en 2012.
Patrimonio neto ahora: No disponible.
Fecha de explosión: 2013.

Un hombre con una ambición desmesurada, el empresario brasileño de petróleo y gas Eike Batista una vez prometió a FORBES que se convertiría en la persona más rica del mundo (un título que desde entonces ha recaído en el CEO de Tesla, Elon Musk). Por un tiempo, parecía posible. A principios de 2012, Batista tenía una fortuna estimada en 30.000 millones de dólares debido a que los precios de sus empresas de energía que cotizan en bolsa, cuya empresa matriz es EBX Group, se dispararon. Pero tras un año, en medio de fallos en el cumplimiento con los objetivos financieros y de producción, su imperio energético comenzó a desmoronarse. Quedó claro que su compañía petrolera insignia, OGX, había exagerado enormemente sus reservas de petróleo. OGX se declaró en bancarrota en 2013 después de incumplir con el pago de un bono de 45.000 millones de dólares, marcando así el mayor incumplimiento corporativo en la historia de América Latina. Batista fue sentenciado a treinta años de prisión en 2018 por sobornar al ahora encarcelado exgobernador de Río de Janeiro, Sergei Cabral, con 16,5 millones de dólares a cambio de contratos estatales. Según los informes, vive en su mansión bajo arresto domiciliario.

Vijay Mallya: los buenos tiempos se volvieron malos

Máximo patrimonio neto: 1.600 millones de dólares en 2007.
Patrimonio neto ahora: No disponible.
Fecha de la explosión: 2012.

Conocido como “el rey de los buenos tiempos” por su extravagante estilo de vida, Mallya dirigía United Spirits, una de las compañías de bebidas alcohólicas más grandes de la India, y la ahora desaparecida Kingfisher Airlines. Después de introducirse en el mundo de la aviación en 2005, el magnate de las bebidas alcohólicas acumuló deudas de más de mil millones de dólares con numerosos bancos indios mientras buscaba mantener a flote Kingfisher Airlines. En un momento, Kingfisher, la segunda aerolínea nacional más grande de la India, se declaró insolvente y cerró en 2012; los pilotos y el personal de cabina no recibieron pago durante meses, mientras que Mallya continuó organizando fiestas extravagantes, informó FORBES en ese momento. Mallya huyó al Reino Unido en 2016 después de no pagar las deudas con los prestamistas del State Bank of India y se cree que hoy todavía vive allí; es objeto de un esfuerzo de extradición. Mallya fue declarado en quiebra por un tribunal británico el pasado mes de julio, allanando el camino para que los bancos indios busquen el reembolso de las deudas pendientes de Mallya.

Allen Stanford: el príncipe Ponzi

Máximo patrimonio neto: 2.200 millones de dólares en 2008.
Patrimonio neto ahora: 0 dólares.
Fecha de la explosión: 2009.

Un estafador que hizo correr a Bernie Madoff por su dinero, Stanford fue condenado en 2012 por ejecutar un esquema Ponzi de 7.000 millones a través de Stanford Financial Group, un banco extraterritorial con sede en Antigua. El exmultimillonario se ganó la vida durante unas dos décadas vendiendo certificados de depósito fraudulentos de alto rendimiento y luego usando los fondos para inversiones dudosas y para financiar su lujoso estilo de vida, según los fiscales. En 2012 fue condenado a 110 años, pena que actualmente cumple en una prisión de alta seguridad en Coleman, Florida. A las víctimas del esquema de Stanford se les ha devuelto su dinero a un ritmo más lento que a las víctimas de Madoff. Hasta la fecha se han recuperado poco más de mil millones de dólares. En enero de 2022, un juez de Texas dictaminó que cinco bancos demandados por 4.000 millones por un grupo de inversionistas de Stanford por supuestamente facilitar al estafador brindándole servicios financieros tendrían que ser juzgados. Los bancos han negado las reclamaciones y han intentado sin éxito desestimar la demanda.

Adolf Merckle: víctima de la crisis financiera

Máximo patrimonio neto: 12.800 millones de dólares en 2007.
Patrimonio neto ahora: 0 dólares.
Fecha de la explosión: 2008.

Merckle era un industrial alemán cuyo equipo de inversión se vio muy afectado por la crisis financiera de 2008. Para empeorar las cosas, hizo una gran apuesta contra Volkswagen AG, que fracasó en octubre de ese año cuando se reveló que el gigante automovilístico europeo Porsche estaba compitiendo para adquirir la compañía, haciendo que el precio de las acciones de Volkswagen se disparara. Merckle buscó más de mil millones de dólares en préstamos puente para cubrir las pérdidas sufridas por su conglomerado VEM Vermoegensverwaltung, que en ese momento estaba fuertemente apalancado. Mientras su imperio se tambaleaba hacia el colapso, Merckle se quitó la vida al pararse frente un tren cerca de su casa en Blaubeuren, Alemania, en 2009. Después de la muerte de Adolf, su hijo Ludwig cambió la fortuna familiar que se desplomaba, vendiendo partes y finalmente recuperándose. Ahora du patrimonio supera los 5.000 millones.

Mikhail Khodorkovsky: colapso del hombre más rico de Rusia inducido por Putin

Máximo patrimonio neto: 15.000 millones de dólares en 2004.
Patrimonio neto ahora: No disponible.
Fecha de la explosión: 2006.

El exdirector del gigante ruso del petróleo y el gas Yukos, Khodorkovsky, fue una vez el hombre más rico de Rusia, con una fortuna estimada en 15.000 millones de dólares en el apogeo de su riqueza en 2004. Pero después de una discusión pública con Putin sobre la corrupción del gobierno, Khodorkovsky fue arrestado y encarcelado por evasión de impuestos, malversación y fraude, acusaciones que ha negado y criticado como motivadas políticamente. Yukos, una vez la compañía petrolera más grande de Rusia, se dividió y se declaró en bancarrota en 2006; la mayoría de sus activos fueron absorbidos por la empresa petrolera estatal Rosneft. Khodorkovsky fue indultado en 2013, momento en el que se mudó a Londres, donde sigue siendo crítico de Putin. “El mundo no será un lugar seguro mientras Putin permanezca en el poder”, dijo el exmultimillonario en mayo en la conferencia anual del Instituto Milken.