Ni con el ladrillo ni con el turismo. Sólo el 9% de las 100 personas más ricas de España han construido su riqueza con empresas relacionadas con el sector inmobiliario y el turismo, lo que significa que el 91% restante ha llegado a la cima invirtiendo en otros sectores. La construcción representa el 5,2% y el turismo más del 10% del PIB español, pero sólo cinco y cuatro, respectivamente, de las 100 mayores fortunas tienen estas industrias como base de su riqueza.

Las sociedades de inversión y la alimentación son las principales vías con las que los más ricos han creado sus inmensos patrimonios. Trece de los 100 tienen holdings que mantienen carteras de inversión diversificadas, mientras que otros trece están enfocados en la alimentación. Es decir, un 26% de las mayores fortunas se asientan en sociedades de inversión y el sector alimentario.

Algunos de los holding más destacados son Rosp Corunna, de Sandra Ortega (6.300 M€), Torreal, de Juan Abelló (2.500 M€); Omega Capital, de Alicia Koplowitz (2.300 M€); Corporación Financiera Alcor, de Alberto Cortina (1.200 M€) y Alberto Alcocer (1.100 M€), o Corporación Financiera Alba, de Carlos March (750 M€) y  Juan March (750 M€). Se trata de sociedades con inversiones en distintos sectores a través de empresas como ACS, Prosegur, Talgo, Naturgy o la cadena Room Mate.

Mientras, en el sector de la alimentación están Juan Roig (3.700 M€), presidente de Mercadona; Sol Daurella (1.900 M€), presidenta de Coca-Cola Europacific Partners (CCEP); y José Antonio Mahou, presidente del grupo Mahou-San Miguel (600 M€). Dentro de la industria alimentaria, destaca la capacidad de CCEP y Mahou-San Miguel para generar millonarios en España, empresas que tienen a cuatro y tres de sus accionistas, respectivamente, en el top 100.

Infraestructuras es el tercer sector con más ricos: doce en total. Los nombres más importantes son los de Rafael del Pino (3.800 M€), presidente de Ferrovial; Florentino Pérez (1.700 M€), presidente de ACS; y Álvaro Entrecanales (700 M€), accionista de Acciona. Son multinacionales que ofrecen servicios en muchas áreas relacionadas con las infraestructuras, incluyendo el desarrollo y gestión de carreteras, aeropuertos, plantas de tratamiento de agua y proyectos de energía renovable.  

Es importante indicar que Ferrovial es una de las empresas que más fortuna ha aportado a la lista de los cien más ricos, con cinco miembros de la familia del Pino. Son Rafael del Pino, María Del Pino y Calvo-Sotelo (2.200 M€), Leopoldo Del Pino y Calvo-Sotelo (1.600 M€), Joaquín Del Pino y Calvo-Sotelo (850 M€) y Fernando del Pino y Calvo Sotelo (350 M€), quien se desvinculó de Ferrovial en 2014 tras vender el 3,1% de sus acciones. Ahora Invierte a través de MyWay Investments.

El sector farmacéutico y sanitario y el de la moda, la confección y la cosmética son el cuarto y quinto más importantes, con diez y nueve fortunas en el ranking. Dentro del sector salud destacan empresarios como Antonio Gallardo y Jorge Gallardo (1.000 M€), accionistas de Laboratorios Almirall; Núria Roura (550 M€), accionista de Grifols; Víctor Madera, (550 M€), accionista de Fresenius; y Juan, Javier e Ivan López-Belmonte Encina (600 M€), accionistas de Laboratorios Rovi. 

En el sector de la moda y confección están Amancio Ortega (67.000 M€), accionista de Inditex; Isak Andic (1.600 M€), propietario de Mango; y Alberto Palatchi (1.300 M€), expropietario de Pronovias. Mientras tanto, dentro de moda y cosmética hay varios millonarios vinculados al Grupo Puig: Manuel Puig Rocha (850 M€), Marc, Antonio, Daniel y Manel Puig Guasch (325 M€) y Jorge, Josep y Oriol Puig (250 M€). 

El turismo, la industria más importante de España, es sólo la base de la riqueza de cuatro fortunas, principalmente a través del sector hotelero. El mayor patrimonio de esta industria lo ostenta Miguel Fluxà, presidente ejecutivo de Iberostar (1.200 M€); seguido por Gabriel Escarrer, fundador de Meliá (900 M€); Eustasio López (300 M€), accionista de Lopesan; y Carmen y Luis Riu Güell, propietarios de Grupo Riu (300 M€).

La construcción de inmuebles es la principal fuente de cinco grandes patrimonios. Por un lado están los promotores Tomás Olivo (1.300 M€), con General de Galerías Comerciales; Marco y José Luis Colomer (400 M€) propietarios de Pryconsa; y Gloria Alemán (350 M€), con la socimi GMP Property. Y, dentro de la industria relacionada con el desarrollo de bienes raíces, también entraría el sector de materiales de construcción con otros dos empresarios: Fernando Roig (1.400 M€), dueño de Pamesa; y Eduardo y Francisco Martínez Cosentino (500 M€), propietarios de Cosentino. 

No obstante, a pesar de no ser la principal vía de la riqueza de los más ricos, el turismo y el inmobiliario están muy vivos dentro de los mayores patrimonios a través de sus sociedades de inversión. Por ejemplo, la familia Puig tiene intereses en la socimi Inmobiliaria Colonial, Leopoldo Del Pino y Calvo-Sotelo tiene acciones en la socimi hotelera Millenium, Manuel Lao controla un 8,16% de Merlin Properties y Sandra Ortega es inversora en cadena hotelera Room Mate.