Inditex ganó 1.106 millones en el ejercicio fiscal 2020-2021, un 70% menos respecto al ejercicio anterior debido al impacto de la crisis del coronavirus. Las ventas totales del grupo han sido de 20.402 millones, un 28% menos y con un 24,5% de impacto por el cambio de divisa, una caída reducida teniendo en cuenta el tiempo que sus tiendas estuvieron cerradas al público o con horarios y aforos restringidos durante el año debido a la pandemia. 

Precisamente, en un año en el que el canal físico ha estado tan limitado, las ventas a través del canal ‘online’ de Inditex se han disparado un 77% a tipo de cambio constante, alcanzando los 6.600 millones de euros. Según el grupo textil, durante el año han registrado picos de crecimiento por encima del 100% y las visitas a sus tiendas online crecieron en un 50%, hasta los 5,3 millones. 

Las ventas en tiendas y en el canal ‘online’  en España han sido de un 14,6% del total del grupo, un punto por debajo del ejercicio anterior. Europa, sin contar España, sigue siendo el mercado que más peso tiene para el grupo, con casi un 49% de las ventas; Asia y Resto del mundo aportan un 23,2% y América un 13,5%. 

Para el presidente de Inditex, Pablo Isla, estos resultados permiten a la compañía salir “más fuerte de este año tan difícil gracias al enorme compromiso de las personas que integran la compañía”. El ejecutivo ha subrayado que la estrategia de transformación digital que el grupo textil puso en marcha en 2012 ha sido clave para capear un entorno tan difícil.

Imagen de una tienda de Zara en Bruselas.

El resultado bruto de explotación (Ebitda) del grupo se situó en 4.552 millones de euros, un 40% menos respecto al ejercicio anterior, según la información remitida este miércoles a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). El grupo ha subrayado el nivel de generación de caja logrado durante el ejercicio, alcanzando una posición financiera neta de 7.560 millones al cierre del ejercicio el pasado 31 de enero, gracias a la continua mejora en la eficiencia en la gestión del inventario.

Aumenta su presencia global

Durante el año de la pandemia, Inditex ha sumado 25 mercados ‘online’ y ha abierto nuevas tiendas físicas en otros 29. Las ocho marcas del grupo ya están presentes vía canal digital en 216 mercados a nivel global. En este ejercicio ha abierto la plataforma local integrada de Zara.com en Argentina, Chile, Costa Rica o Puerto Rico, entre otros países latinoamericanos, además de sumar otros mercados en Europa, Asia y África como Islandia, Kazajistán, Túnez o Argelia. 

El gigante textil fundado por Amancio Ortega cerró el año con un total de 6.829 tiendas. En el ejercicio han cerrado 640 establecimientos y han abierto 111 tiendas en 29 mercados, avanzando además en su plan de transformación digital con la absorción de 751 establecimientos más pequeños y antiguos.

Reduce la inversión y duplica el dividendo

Inditex ha señalado que la inversión prevista para el periodo 2020-2022 es de 900 millones de euros anuales. En el ejercicio que acaba de cerrar, el grupo textil invirtió 713 millones, un 40% menos respecto a los 1.200 millones de 2019. El plan de inversión sigue mirando hacia la digitalización: destinará 1.000 millones en tres años para que su venta ‘online’ siga avanzando “a tasas muy elevadas”.

Respecto al dividendo, el consejo de administración propone a la junta de accionistas un dividendo de 0,7 euros por acción, divididos en 0,22 euros en concepto de dividendo ordinario y 0,48 euros en concepto de dividendo extraordinario. Este nivel supone recuperar su política de dividendo, con un 60% de ‘payout’ ordinario y dividendos extraordinarios, y duplicar el pago realizado en noviembre del pasado año. El abono se realizará en dos pagos iguales de 0,35 euros por acción en mayo y en noviembre.