La firma gallega Bimba y Lola completó el primer semestre de su ejercicio 2022, finalizado el pasado 31 de agosto, con un incremento de ventas del 6,5% frente al mismo periodo del año anterior, según ha informado la firma, que ha achacado este crecimiento gracias a la «excelente» evolución de las ventas internacionales, con un alza del 34%.

Bimba y Lola está presente ya en 45 países, y tras la entrada en tres nuevos países (China, Tailandia y Argentina), los mercados internacionales aportaron el 47% de la cifra de negocio total del grupo en el primer semestre de este año.

La firma gallega ha destacado la buena recuperación de la actividad en las tiendas (+14% de ventas sobre 2021), mientras que el canal digital moderó su contribución y representó el 17% de los ingresos totales.

Además del avance en su plan de expansión, el grupo continúa llevando a cabo las inversiones y trabajos en su futura sede de Vigo y en su centro logístico de Mos, para reforzar la capacidad de crecimiento y desarrollo de la marca a escala global, así como para continuar con la implantación de su modelo de creatividad sostenible.