El propietario de Twitter, Elon Musk, concedió amnistía a casi todas las cuentas prohibidas el pasado jueves, un cambio de política drástico que ha alarmado a muchos usuarios y anunciantes y que abre la puerta para que muchos famosos regresen, como el expresidente Donald Trump y Kanye West, a quienes les han restaurado sus cuentas.

Estas son algunas de las cuentas que podrían regresar:

Steve Bannon: El exasesor de la Casa Blanca de Trump fue expulsado en noviembre de 2020 después de sugerir en un vídeo publicado en su cuenta de Twitter que el Dr. Anthony Fauci y el director del FBI, Christopher Wray, deberían ser decapitados.

Mike Lindell: El líder de MyPillow ha sido expulsado de Twitter dos veces; una por difundir información errónea sobre las elecciones, y otra por tratar de eludir esa prohibición con una nueva cuenta, y, según los informes, ha intentado desesperadamente reunirse con Musk en un esfuerzo por ser reincorporado a la red social.

Lin Wood: La cuenta del destacado abogado y partidario de Trump fue suspendida por difundir teorías de conspiración sobre las elecciones presidenciales y un tuit que incitaba a la violencia en el asalto al Capitolio de Estados Unidos.

Sidney PowellMike Flynn y Ron Watkins: El trío de personalidades de la organización QAnon —exasesor electoral de Trump, asesor de seguridad nacional y exadministrador del sitio web de extrema derecha 8kun, anteriormente 8chan— fueron suspendidos por promover teorías de conspiración infundadas, en donde argumentaban las elecciones presidenciales le fueron robadas a Trump.

Martin Shkreli: Ampliamente criticado como el ‘farmacéutico’ que aumentó el precio de un medicamento antiparasitario que salva vidas, fue expulsado permanentemente en 2017 por intentar evadir una prohibición temporal impuesta por su acoso dirigido a un periodista.

Roger Stone : El exasesor de Trump hizo un breve regreso a Twitter antes de la toma de posesión de Musk (pero fue dado de baja rápidamente) después de haber sido suspendido por atacar a periodistas en línea en 2017.

Azealia Banks: La rapera, que tenía fama de publicar tuits ofensivos, despotricar y trolear a celebridades, incluido Musk, ha sido suspendida varias veces (e intentó numerosas reapariciones), no obstante, fue suspendida de forma permanente en 2020 por tuits transfóbicos.

Katie Hopkins: La controvertida comentarista británica de derecha fue expulsada de Twitter en 2020 por violar su política de «conducta de odio».

David Duke: El supremacista blanco fue expulsado de la plataforma en 2020 por violar repetidamente las reglas de Twitter sobre conducta odiosa.

Aubrey Huff: El exjugador de los Gigantes de San Francisco minimizó la gravedad del Covid-19 y fue suspendido permanentemente en 2021 por violar repetidamente las políticas de Twitter sobre la desinformación Covid.

Milo Yiannopoulos: El cartelista de extrema derecha y exeditor de Breitbart (ahora está ayudando a Kanye West en su campaña presidencial de 2024) fue suspendido en 2016 por acosar al comediante y actor Leslie Jones.

Antecedentes clave

Musk ya restableció una serie de cuentas suspendidas, generalmente de derecha. Musk lo denominó «Viernes de la libertad», y restableció cuentas de diferentes personas; como la congresista republicana Marjorie Taylor Greene (prohibida por repetidas infracciones de desinformación de Covid), el psicólogo canadiense Jordan Peterson (por su conducta de odio dirigida a las personas trans), el sitio de sátira Babylon Bee (prohibido por anti -trans tweets), la comediante Kathy Griffin (prohibida por hacerse pasar por Musk) y Kanye West, quien cambió legalmente su nombre a Ye (suspendido por comentarios antisemitas). Musk luego reintegró al expresidente Donald Trump, quien fue destituido por incitar y glorificar la violencia en torno a las elecciones de 2020 y el asalto al capitolio el 6 de enero de 2021.

La noticia

Musk dijo el jueves que otorgaría “amnistía” a las cuentas de Twitter suspendidas siempre que no hayan sido prohibidas por infringir la ley o enviar spam. Musk ha sido un crítico de las políticas de suspensión y moderación de Twitter y ya ha declarado abiertamente su intención de cambiar esas políticas en un enfoque a favor de «libertad de expresión».

Aunque Musk prometió que la plataforma no se convertiría en un «infierno de todos contra todos», bajo su liderazgo, sus intentos fallidos de revisar el esquema de verificación de Twitter, las reducciones drásticas de personal y sus medidas en cuanto a la moderación de contenido que han asustado a los anunciantes y usuarios.

Si bien Musk inicialmente dijo que no se restablecerían las cuentas antes de que se contruyera un consejo de moderación diverso para evaluar cualquier decisión, rápidamente renegó y culpó a los activistas sociales por presionar a los anunciantes para que boicotearan la plataforma.

Contra

En contraste con el regreso esperado de las cuentas suspendidas, varios usuarios eligen abandonar Twitter por completo. Esto incluye figuras de alto perfil como Whoopi Goldberg, Shonda Rhimes, Toni Braxton y Gigi Hadid. Las empresas y los anunciantes también se están distanciando de la plataforma al dejar o reducir el gasto en publicidad, incluidos Balenciaga, Chipotle, United Airlines, Volkswagen, Ford y Pfizer. El interés en las alternativas de Twitter como las redes sociales Mastodon, Hive y Post se ha disparado desde que Musk se hizo cargo de la plataforma.

Lo que no sabemos

No está claro cómo Musk o Twitter clasificarán las muchas cuentas suspendidas y elegirán cuáles pueden regresar o cómo podría funcionar esto dada la reducción de personal de la compañía. Musk ha dicho que a los prohibidos por spam o acciones ilegales no se les permitirá regresar, pero por lo demás no está claro qué criterios se utilizarán. Twitter enumera una serie de políticas para las cuales las infracciones técnicamente podrían obtener prohibiciones, incluido el contenido y la conducta que involucran suicidio o autolesiones, violencia, terrorismo, abuso y acoso y publicación de información privada, aunque no es seguro si todos estos siguen vigentes. 

Tampoco está claro si habrá circunstancias en las que las infracciones de la política, aunque sean legales, den como resultado una prohibición (Twitter ha adoptado anteriormente una postura dura tratando de eludir las suspensiones temporales) o si un grado de subjetividad entrará en la ecuación. Hasta cierto punto, Musk ya ha mostrado su voluntad de hacer esto y actuó unilateralmente para restaurar numerosas cuentas. El teórico de la conspiración Alex Jones permanecería fuera de la plataforma y aseguró que él, (como alguien que ha perdido a un hijo), “no tiene piedad” por un hombre que “usaría la muerte de niños para obtener ganancias, política o fama”.

Tangente

Un informe publicado por la Unión Europea el jueves aseguró que Twitter estaba tardando más en revisar el contenido dañino y estaba eliminando menos contenido este año, en comparación con el año anterior. La investigación, una empresa anual de la UE que se basó en datos recopilados antes de que Musk adquiriera la plataforma, también describió un desempeño más débil entre los competidores de Twitter, incluidos Facebook, Instagram y TikTok. Es probable que el problema agrave los temores que ya han expresado los reguladores sobre la capacidad de Twitter para mantenerse al tanto del contenido de odio y la información errónea a la luz de los importantes recortes de personal de Musk. 

Dicho contenido ya parece estar en aumento, con informes que sugieren un aumento en el discurso de odio desde que Musk asumió el control, en donde la compañía no ha actuado sobre los tweets racistas dirigidos a los jugadores de fútbol que compiten en la Copa Mundial de Qatar. 

El exlíder de seguridad de la firma, Yoel Roth, dijo que hubo un «aumento en la conducta de odio» después de que Musk adquirió la plataforma. Muchas cuentas previamente prohibidas también han podido volver a la plataforma en las últimas semanas, según The Guardian, que encontró cuentas del movimiento de extrema derecha de Gran Bretaña que volvieron a la red social usando cuentas nuevas.

Valoración FORBES

191,6 mil millones de dólares. Ese es el patrimonio neto estimado de Musk, según FORBES. Es la persona más rica del mundo. Adquirió Twitter por 44 mil millones en octubre y es conocido por liderar y cofundar el fabricante de automóviles eléctricos Tesla, la empresa de cohetes SpaceX y la empresa de túneles Boring Company.