Economía

Digi no teme un impacto negativo en su negocio por la venta de Vodafone España a Zegona

El consejero delegado del grupo rumano Digi, Serghei Bulgac, considera que la venta del negocio de Vodafone en España al fondo británico Zegona no tendrá ningún impacto directo en su actividad en este mercado, según ha destacado en la conferencia de analistas para la presentación de los resultados trimestrales.

«La venta de Vodafone (España) no involucra ninguna concentración del mercado, así que desde ese punto de vista no esperamos que la venta en sí misma tenga ningún impacto en nosotros ni en nuestros clientes», ha asegurado.

En ese sentido, el negocio de Digi en España, donde facturó 465,7 millones de euros hasta septiembre, supuso el 37,6% de los ingresos totales del grupo en el periodo (1.238 millones de euros) debido en buena medida al incremento de su base de clientes.

En concreto, al término del tercer trimestre la ‘teleco’ rumana alcanzó los 6,1 millones de clientes (1,24 millones de fibra, 4,46 de móvil y 402.000 de líneas fijas) en España, lo que supone 1,5 millones de usuarios más en términos interanuales (+32%)

«Hemos tenido un desempeño continuo de este tipo en los últimos años. Y esto es, entre otras cosas, debido al excelente trabajo de nuestra empresa española y también a nuestros compromisos con el mercado español y las inversiones que hacemos. También por la asociación que tenemos con Telefónica (proveedor mayorista de red de Digi) en ese mercado», ha subrayado el directivo.

«Creo que hemos contribuido a la competitividad (del mercado) y al bienestar de los clientes españoles, pero también España ha sido muy amable con nosotros», ha añadido Bulgac.

Sin embargo, el consejero delegado de Digi ha rechazado ahondar en la posibilidad de que la compañía sea la beneficiaria de los ‘remedies’ de la fusión entre Orange y MásMóvil en España, una operación que todavía está pendiente de recibir ‘luz verde’ por parte de la Comisión Europea.

No obstante, el consejero delegado de Digi en España, Marius Varzaru, ya apuntó que la empresa tiene intención de invertir 2.000 millones de euros en un plan a 7 años en caso de que la compañía se haga con los activos de los que deberían desprenderse Orange y MásMóvil para recibir el visto bueno de Bruselas.

COMIENZO DE OPERACIONES EN BÉLGICA Y EN PORTUGAL

Bulgac también ha señalado que la intención de la compañía es comenzar sus operaciones en Bélgica y Portugal en la segunda mitad de 2024.

Por un lado, a finales del pasado agosto la compañía rumana firmó un acuerdo mayorista con la operadora de telecomunicaciones belga Proximus para acceder a su red móvil en el país durante los próximos cinco años.

El acuerdo también incluye la adquisición en los cuatro próximos años de 400 torres de Proximus por parte de InSky, la filial de Digi en el país y responsable del despliegue de su infraestructura.

«Junto con el paquete de espectro adquirido durante la última subasta, que finalizó el 21 de junio de 2022, estos nuevos acuerdos comerciales permitirán a nuestra ‘joint venture’ belga seguir desarrollando nuestra estrategia, que junto con las importantes inversiones y los significativos esfuerzos realizados nos permitirá prepararnos para el inicio de los servicios de comunicaciones en el mercado belga», resaltó Digi entonces.

En ese sentido, Bulgac ha destacado que la estrategia de Digi en Bélgica pasa por convertirse en un operador con red propia, en lugar de ser un operador móvil virtual, como lo es actualmente en España.

Si bien el directivo ha apuntado que todavía es pronto para hablar sobre cuál será la estrategia de precios de la compañía en Bélgica (en España pasa por el ‘low cost’), ha destacado que la flexibilidad que tendrá en Bélgica para establecer tarifas será mayor que en España debido al despliegue de su propia red.

En cuanto a Portugal, Digi colabora con Cellnex para el despliegue de su infraestructura de red en el país, donde, según Bulgac, podría comenzar a operar en la segunda mitad del año que viene.

Además, a finales de 2021 la compañía logró una adjudicación de espectro móvil en Portugal en la subasta de 5G y en estos momentos está en proceso de desarrollar las redes fija y móvil.

Digi actualmente opera en Rumanía, España e Italia, país este último en el que cuenta con 409.000 clientes móviles y en el que también funciona como operador móvil virtual, si bien en este caso su proveedor de red es Vodafone.