Economía

EE.UU. creció un 0,5% en el segundo trimestre, menos de lo previsto

El producto interior bruto (PIB) de Estados Unidos registró un crecimiento del 0,5% en el segundo trimestre del año, lo que representa un ritmo de expansión similar al de los tres primeros meses de 2023 y una décima menos de la estimación preliminar, según ha informado la Oficina de Análisis Económico del Departamento de Comercio.

En términos puramente anualizados, la forma preferida por la Oficina de presentar los datos, el PIB de Estados Unidos aceleró su expansión en el segundo trimestre al 2,1% desde el 2% del primer trimestre. No obstante, esta segunda lectura del dato implica una revisión a la baja de tres décimas respecto de la estimación preliminar.

El Departamento de Comercio ha señalado que la revisión a la baja del aumento del PIB real en el segundo trimestre refleja ajustes a la baja de la inversión privada en inventarios y de la inversión fija no residencial que fueron parcialmente compensados por revisiones al alza del gasto de los gobiernos estatales y locales, mientras que las importaciones se revisaron al alza.

La semana pasada desde Jackson Hole, el presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, advertía de que el banco central estadounidense está atento a las señales de que la economía no se esté enfriando como se esperaba, dado que, en lo que va de año, el crecimiento del PIB ha superado las expectativas, mientras que la tasa de inflación «sigue siendo demasiado alta», por lo que el banco central estadounidense está listo para subir los tipos de interés si fuera necesario.

El Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC) de la Fed, el órgano que fija la política monetaria estadounidense, tiene previsto volver a reunirse los días 19 y 20 de septiembre.

En su reunión de julio, el banco central estadounidense decidió por unanimidad aprobar una subida de los tipos de interés de 25 puntos básicos, hasta situarlos en un rango objetivo de entre el 5,25% y el 5,50%, su nivel más alto desde enero de 2001.