Gestifonsa, la gestora de fondos de Grupo Caminos, ha lanzado un fondo de renta fija corporativa con el objetivo de conseguir la máxima rentabilidad en 2026, según ha anunciado hoy a través de un comunicado.

En concreto, la gestora quiere alcanzar la máxima revalorización el 1 de diciembre de 2026 invirtiendo al menos el 60% en deuda corporativa de la eurozona.

«El principal propósito del fondo es obtener una rentabilidad adecuada en relación con los activos en los que se invierte, considerando las comisiones y el plazo restante hasta el horizonte temporal establecido. De esta forma, los clientes conocerán la rentabilidad del producto al momento de suscribirlo», afirma.

La estrategia consiste en adquirir los activos directamente y mantenerlos hasta que se alcance la fecha de vencimiento establecida, si bien existen posibilidades de realizar cambios en las inversiones por motivos de gestión. La duración media estimada de la cartera inicial es de aproximadamente 3,15 años, y se reducirá gradualmente a medida que se acerque la fecha objetivo.

El producto es contratable de manera presencial a través de la red de oficinas del grupo, así como en las páginas web de Banco Caminos y Bancofar.