La Seguridad Social ganó una media de 88.918 cotizantes en febrero respecto al mes anterior (+0,44%), su mayor alza en este mes de 2015, cuando la afiliación se incrementó en casi 97.000 personas, según datos publicados este jueves por el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones.

Al finalizar febrero, el número total de cotizantes a la Seguridad Social en valores medios se situó en 20.170.142 personas, «la cifra más alta en la serie histórica para un mes de febrero», según ha resaltado el Departamento que dirige José Luis Escrivá.

En el último año, la Seguridad Social ha ganado 475.870 afiliados en valores medios, con un crecimiento interanual del 2,4%, tasa superior a la registrada en enero (+2,3%).

En términos desestacionalizados, el número de cotizantes a la Seguridad Social encadenó en febrero su séptimo incremento mensual consecutivo tras sumar el sistema 81.808 ocupados respecto a enero (+0,4%), hasta un total de 20.380.428 afiliados, superando así, por primera vez, la barrera de los 20,3 millones de cotizantes.

El Ministerio ha resaltado que este incremento de 81.808 ocupados es mayor a la variación promedio de los últimos tres meses, que alcanza los 23.713 trabajadores en la serie desestacionalizada.

En los dos primeros meses del año, el número de cotizantes se ha incrementado en 140.000 personas y, con respecto al nivel previo a la pandemia, la ocupación ha subido en 920.948 afiliados.

LA TEMPORALIDAD, EN MÍNIMOS HISTÓRICOS DEL 14%

Según el Ministerio, los datos de febrero reflejan con «claridad» los efectos positivos que ha tenido la reforma laboral sobre la estabilización del empleo y la mejora de su calidad desde que entró en vigor hace 14 meses.

Así, el porcentaje de afiliados con contrato temporal retrocedió en febrero hasta un mínimo histórico del 14%, frente a la media del 30% de antes de la reforma laboral. En el caso de los menores de 30 años, la temporalidad se ha reducido 30 puntos, desde el 53% al 22%.

Al mismo tiempo, la Seguridad Social contabiliza ahora 2,5 millones de afiliados más con contrato indefinido que en diciembre de 2021, el último mes antes de la entrada en vigor de la reforma laboral.

«El cambio hacia fórmulas más estables de contratación es especialmente notable entre los trabajadores más jóvenes: cuatro de cada cinco menores de 30 años tienen ahora un contrato indefinido (el 78%, que son 2.034.062 personas), frente a uno de cada dos antes de la reforma (47% en el promedio 2017-2021)», subraya el Ministerio.

Los datos de Seguridad Social reflejan además que el 53% de los más de 4 millones de afiliados que entre enero y marzo de 2022 tuvieron un contrato temporal y que ahora siguen dados de alta tienen ahora un contrato indefinido. De ellos, 1.736.966 tienen contratos fijos ordinarios y 407.688 son fijos-discontinuos.

La mayor estabilidad del empleo se constata también, según el Ministerio, en el hecho de que ha aumentado en 50 días la duración media del total de contratos que han causado baja desde la entrada en vigor de la reforma laboral en comparación con las cifras de 2019, antes de la pandemia.

SUBE LA AFILIACIÓN EN AMBOS SEXOS Y ENTRE LOS EXTRANJEROS

La subida mensual de afiliados medios en febrero se notó en ambos sexos, aunque algo más entre los varones, que ganaron en el mes 45.206 cotizantes respecto a enero (+0,4%), frente a un avance del empleo femenino de 43.713 ocupadas (+0,4%).

De este modo, la cifra de mujeres trabajadoras se situó a cierre de febrero en 9.486.570 afiliadas, mientras que el número de varones ocupados finalizó el segundo mes del año en 10.683.573 cotizantes.

La afiliación media de extranjeros, por su parte, creció en 30.684 cotizantes en febrero, un 1,2% respecto al mes anterior, hasta situarse en 2.466.243 ocupados. De esta forma, un tercio de los nuevos afiliados de febrero fueron extranjeros.

EDUCACIÓN Y HOSTELERÍA LIDERAN EL ALZA DE LA OCUPACIÓN

Por regímenes, el General, el más numeroso del sistema, ganó 84.917 afiliados medios en febrero (+0,5%), hasta un total de 16.798.761 ocupados, mientras que el Régimen de Autónomos (RETA) sumó 3.448 afiliados a sus filas (+0,1%), lo que situó el total de cotizantes por cuenta propia en 3.311.051.

Dentro del Régimen General, el comercio protagonizó el mayor descenso de la ocupación tras el fin de la campaña de rebajas al perder 11.781 cotizantes respecto a enero (-0,5%). Le siguieron las actividades sanitarias, con 9.934 empleados menos (-0,5%), y las actividades administrativas, donde la afiliación se contrajo en 3.174 cotizantes (-0,2%).

Por contra, los mayores ascensos de la ocupación se registraron en Educación, que sumó en febrero 26.798 nuevos afiliados (+2,5%); la hostelería, con 25.073 cotizantes más (+2%), y la construcción, donde se inscribieron 22.411 trabajadores más (+2,4%).

Por su parte, el Sistema Especial Agrario perdió 15.668 empleos en el segundo mes del año (-2,2%) y el del Hogar registró 2.182 altas (+0,6%).

El Ministerio subraya que el crecimiento de la afiliación es «notable» en sectores de alto valor añadido, como informática y telecomunicaciones, que cuenta con un 20,2% más de afiliados que antes de la pandemia, o actividades profesionales, científicas y técnicas, donde la ocupación ha aumentado un 11,8%. De hecho, según Seguridad Social, uno de cada cuatro afiliados se incorpora a estos sectores «altamente productivos».

TODAS LAS COMUNIDADES GANAN AFILIADOS MEDIOS

La afiliación media subió en febrero en todas las comunidades autónomas. Los mayores ascensos, en términos absolutos, se registraron en Cataluña (+25.603 ocupados), Baleares (+11.792), Madrid (+11.690), Comunidad Valenciana (+7.836) y Andalucía (+7.042 cotizantes).

En valores relativos, los mayores avances se los anotaron Baleares (+2,6%), Cataluña (+0,7%), La Rioja (+0,6%) y Aragón (+0,5%).

En comparación con antes de la pandemia, todas las regiones presentaban en febrero niveles de empleo superiores, especialmente las comunidades del sur del país y los archipiélagos, con crecimientos del empleo superiores al 5,5%.

BAJAN LOS TRABAJADORES EN ERTE

Por otra parte, el Ministerio ha informado de que los trabajadores en ERTE por causas económicas, técnicas, organizativas o de producción (ETOP) se situaron al finalizar febrero en 13.025, ligeramente por debajo de los 13.097 del mes anterior.

En total, a 28 de febrero había 14.624 trabajadores en ERTE, de los que 13.025 estaban en un ERTE-ETOP y 1.599 en un ERTE por fuerza mayor.