Grifols cerró el ejercicio 2022 con un beneficio de 208 millones de euros, lo que supone un incremento del 10,4% respecto a un año antes, y con unos ingresos «récord» de 6.064 millones, un 12,4% más en términos constantes, según ha informado este martes a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

El aumento de la facturación –que excluyendo Biotest fue de 5.702,7 millones– fue impulsado «especialmente por las principales proteínas de Biopharma tras la fuerte recuperación en el suministro de plasma».

El resultado bruto de explotación (Ebitda) fue de 1.247 millones de euros y el margen se sitúa en el 21% sobre ingresos (1.221 millones de euros y 20,1% incluyendo Biotest), respaldado por el apalancamiento operativo y la disciplina de costes, aunque sigue impactado por el elevado coste por litro de plasma.

Los co-ceos de la empresa Victor Grifols Deu y Raimon Grifols Roura han explicado que de cara a 2023 la empresa «tiene una base sólida sobre la que construir su futuro», tras haber tomado, en sus palabras, medidas difíciles pero necesarias en 2022, en referencia al plan para recortar gastos que incluye un ERE.

El margen bruto se situó en el 37,6% en 2022 (36,8% incluyendo Biotest), disminuyendo desde el 39,8% reportado en 2021 e impactado por Biopharma y Diagnostic.

SEGMENTOS Los ingresos de Biopharma alcanzaron 5.005,4 millones de euros, que representan un crecimiento del 19,6% a cambio constante respecto al ejercicio 2021.

La empresa ha asegurado que los resultados de Biopharma se debieron a la obtención de plasma, una sólida demanda subyacente de las principales proteínas y aumentos de precio, además del aumento de ventas de algunos productos.

La obtención de plasma ha seguido mejorando y ha aumentado un 25% en 2022 (+26% en Estados Unidos) en comparación con el ejercicio anterior, por el impulso de la eficiencia en los centros en términos de digitalización, procesos y experiencia del donante, además del contexto macroeconómico y las contribuciones de los donantes cualificados de México.

Diagnostic ha registrado unos ingresos de 671,3 millones en 2022, que representa un descenso del 19,7% a cambio constante por el fin de las ventas de tests de Covid-19 y el fin de la obligatoriedad de realizar pruebas del virus del Zika.

Bio Supplies creció un 13,2% a cambio constate hasta 146,1 millones de euros en 2022, tras la adquisición del 51% restante del capital de Access Biologicals.

2023 Grifols «está centrada en la expansión de márgenes y en alcanzar los volúmenes de plasma previstos para 2023», reduciendo el coste por litro (CPL) con la caída de la compensación al donante en un 20% en el cuarto trimestre frente a su máximo de julio que impulsó una reducción del CPL del 10% en el mismo periodo.

La empresa prevé que en este ejercicio los ingresos suban entre un 8% y un 10% y una expansión de los márgenes en el segundo semestre con un margen Ebitda de entre el 23% y el 25%.

En estas previsiones se incluye el «ahorro» de 100 millones derivado del plan de reducción de costes, así como un ahorro de 250 millones en efectivo como parte del plan de mejoras operativas.