La actividad de Grifols ha generado un impacto económico en 2020 de 7.500 millones de euros y ha favorecido la creación de 140.000 empleos (directos, indirectos e inducidos) en Estados Unidos, España, Alemania e Irlanda, según su informe anual integrado del año pasado.

En el caso de España, el impacto socio-económico se ha traducido en 1.500 millones de euros y en 16.000 empleos, con lo que Grifols genera casi tres puestos de trabajo por cada empleo directo que crea, y en los últimos cinco años, la contribución de Grifols al PIB de España ha alcanzado los 7.200 millones de euros.

El 60% de la plantilla de Grifols está integrada por mujeres y la brecha salarial ajustada de la compañía está por debajo de la media de los países en los que opera: en España, se sitúa en el 3,1%, disminuyendo respecto al 5,1% de 2019.

Grifols ha medido por primera vez el valor social creado por los 252 centros de plasma que integraban su red de centros en EE UU. El impacto que generan sobre donantes, pacientes y comunidades locales asciende a 6.200 millones de euros, de los que en torno al 59% corresponde a los pacientes, aproximadamente el 30% a los donantes y el 11% restante a las comunidades locales.

Compañía familiar

Desde 2016, Raimon Grifols Roura y Víctor Grifols Deu dirigen la compañía. Ambos son consejeros delegados con carácter solidario, sucediendo a su hermano y padre, respectivamente, Víctor Grifols Roura.

Grifols Roura ostenta cargos en los órganos de administración de diversas sociedades del Grupo Grifols. Entre 2001 y 2015 fue Secretario no consejero del Consejo de Administración de Grifols. Después pasó a ocupar el cargo de consejero y Vicesecretario del Consejo de Administración. En mayo de 2016 el Consejo aceptó su dimisión como Vicesecretario.

Previamente a su nombramiento como consejero ejecutivo en julio de 2016, el directivo fue socio del bufete de abogados Osborne Clarke en España.

Licenciado en Derecho por la Universidad de Barcelona, Grifols Roura es accionista de Deria y de Scranton Enterprises.

Por su parte, Víctor Grifols Deu se unió a la compañía en 2001 como analista del Departamento de Planificación y Control. En 2008 fue nombrado Director de Planificación y Control, así como miembro del Comité Ejecutivo.

El directivo formó parte del equipo que analizó y ejecutó la integración de las operaciones de Alpha Therapeutics, Talecris Biotherapeutics y de la División Diagnóstico transfusional de Novartis tras sus adquisiciones.

Grifols Deu, que ostenta cargos en los órganos de administración de diversas sociedades del Grupo, es licenciado en Administración y Dirección de Empresas por la Universidad Ramon Llull–IQS de Sarrià y cuenta con un post-grado en Administración y Dirección de Empresas por la Michael Smurfit Business School de Dublín.