Ignacio Madridejos, consejero delegado de Ferrovial. (Foto: Ferrovial)

Ferrovial ha adquirido a la firma de inversión estadounidense Carlyle el 96% de su participación en el consorcio designado para diseñar, construir y operar una nueva terminal en el Aeropuerto Internacional JFK de Nueva York, por 1.140 millones de dólares estadounidenses (1.062 millones de euros).

Actualmente, Carlyle es titular del 51% de este consorcio y Ferrovial se ha hecho con el 96% de esta participación a través de su filial de Aeropuertos, por lo que la constructora española pasará a controlar el 49% del total, una participación mayoritaria puesto que los dos socios, JLC y Ullico, cuentan con el 30% y 19%, respectivamente.

En cualquier caso, el cierre de la operación está sujeto a determinadas condiciones suspensivas, incluyendo la aprobación de las autoridades portuarias, según ha informado la compañía de la que es CEO Ignacio Madridejos a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Ferrovial desveló en febrero que estaba negociando esta operación y es ahora cuando ambas partes han llegado a un acuerdo.

New Terminal One

Con una inversión de 9.500 millones de dólares (unos 8.850 millones de euros), el proyecto de la nueva terminal 1 del JFK, llamado New Terminal One, se ubicará en el espacio que actualmente ocupan la T1 y la T2 y la antigua T3, más de 232.000 metros cuadrados. Ferrovial formaría parte de los socios financieros, mientras que Aecom y Gensher de la parte del diseño y construcción.

El proceso de remodelación, que incluye la demolición de las terminales antiguas y la modernización de las infraestructuras, incrementará la capacidad de la terminal, convirtiéndose en la mayor terminal del Aeropuerto Internacional JFK. La construcción del proyecto se llevará a cabo por fases y se espera la primera fase esté finalizada en 2026.

Los promotores esperan que esta infraestructura sirva como una puerta de entrada al área metropolitana de Nueva York y establezca un nuevo estándar de diseño y servicio, aspirando a estar entre las diez mejores terminales aeroportuarias del mundo.

New Terminal One tendrá 23 puertas, con un diseño sostenible, amplios espacios públicos con iluminación natural y nuevas tecnologías. Con más de 300.000 pies cuadrados (91 kilómetros) de espacio para restauración, tiendas, salones y recreación, promete ofrecer a los pasajeros un «lugar único» en Nueva York, con especial reminiscencia al barrio de Queens.

Trayectoria internacional

Ignacio Madridejos fue nombrado consejero delegado en septiembre de 2019, sucediendo en el puesto a Iñigo Meirás, quien lo desempeñaba desde octubre de 2009.

Ingeniero de Caminos, Canales y Puertos por la Universidad Politécnica de Madrid y MBA por Stanford Business School, ha desarrollado una dilatada carrera internacional en Estados Unidos, Europa, América Latina y África.

Al finalizar sus estudios, se incorporó en 1990 a Agroman como jefe de obra de edificación, y tres años más tarde se sumó a McKinsey como consultor en España y Argentina.

En 1996 inició su carrera en CEMEX donde ha ocupado distintos puestos de responsabilidad. Entre otros, ha sido CEO para Egipto, en 1999; presidente para España, en 2003; presidente regional para Norte de Europa, en 2008; Responsable global de Energía, Seguridad y Sostenibilidad, en 2011, y presidente regional para Estados Unidos, en 2015.

En paralelo, ha desempeñado cargos en asociaciones del sector como el de presidente de Oficemen y presidente de CEMBUREAU (Asociación del Cemento de Europa).

“Ferrovial es una gran empresa por la calidad de sus profesionales, modelo de negocio, valor de activos y proyección internacional. Me incorporo en un momento apasionante de cambio en el que confío, con la colaboración de todos, seguir generando valor para todos nuestros grupos de interés. La eficiencia, la sostenibilidad y la innovación son los componentes que demandan los clientes y la sociedad para las infraestructuras, que coinciden plenamente con nuestra visión y oferta”, aseguraba Madridejos tras su nombramiento.