Pese a formar parte de la familia propietaria de Grupo Osborne, a Rocío nadie le ha regalado nada. Fueron necesarios muchos años de formación en diferentes sectores para optar a su actual puesto. Sin miramientos, superó el proceso de selección gracias a su experiencia laboral previa, y ahora es la responsable de transmitir al mundo entero los valores de esta compañía bicentenaria –se fundó hace 250 años– que tiene un fascinante pasado y un muy prometedor futuro por delante.

Rocío Osborne estudió Derecho en la Universidad Complutense y cuenta con un Master en Banca y Finanzas por el IEB.

La directiva formó parte de Banca March London como Dealing Room Trainee en 2004. A mediados de ese mismo año se unió a Consulnor Servicios Financieros A.G. como Private Banking Analyst, cargo que también ostentó en Banco Banif.

Tras su trayectoria en el sector bancario, se incorporó a la empresa familiar como Brand Ambassador and Brand Manager, posición que ejerció durante algo más de ocho años, entre mayo de 2006 y noviembre de 2004.

Los últimos siete años y medio ha desarrollado su trayectoria profesional como directora de Comunicación de Grupo Osborne.