Antón Arriola, exdirectivo de Goldman Sachs y patrono de BBK, será el nuevo presidente de Kutxabank sustituyendo a Gregorio Villalabeitia, según apuntan diversas informaciones. No obstante, el banco no ha querido confirmarlo y tampoco se ha pronunciado al respecto.

El nombramiento de Arriola, que lleva trece años apartado de la actividad financiera y dedicado a la escritura, está sujeto a la aprobación por parte del Banco Central Europeo (BCE), que debe dar luz verde a su perfil, según Expansión.

El relevo se producirá, salvo sorpresas de última hora, el próximo mes de noviembre cuando Villalabeitia, que ya había anunciado su deseo de dejar el cargo, finaliza su mandato.

Arriola ha desarrollado toda su trayectoria profesional en Goldman Sachs, desde 1992 y hasta hace trece años cuando dejó la compañía. Durante esos más de quince años, trabajó en proyectos internacionales desde las sedes de Madrid y Londres y fue responsable de Fusiones y Adquisiciones para España y Portugal. Asimismo, ejerció como codirector de Banca de Inversión en la Península y como CEO de Goldman Sachs España.

Tras abandonar su posición en la que hasta ahora ha sido su única casa profesional, Arriola se ha dedicado a la escritura y ha publicado seis novelas; ha asesorado por cuenta propia varias operaciones corporativas; ha sido miembro de algunos consejos de administración y de asesoría –Sherpa Europe y Condesa, entre otros–; y, desde hace tres años, es patrono de la fundación bancaria BBK, socio mayoritario de Kutxabank con el 57%.