En realidad, el Legatum Institute tiene en cuenta a la hora de evaluar un total de 104 variables para elaborar su ranking, incluyendo factores tan variopintos como el crecimiento del PIB, el porcentaje de ciudadanos con trabajo a tiempo completo, el número de servidores de Internet seguros o el descanso diario de sus habitantes.

A su vez, esas 104 variables se agrupan en nueve subíndices: calidad de la economía, estado de los negocios, gobierno, educación, salud, seguridad, libertad personal, capital social y naturaleza.

Durante los últimos siete años Noruega ha monopolizado el primer puesto en el ranking, pero en 2016 otra nación le ha arrebatado la corona como la más próspera del mundo.

[vc_posts_slider count=1 interval=3 slides_content=teaser slides_title=1 thumb_size=large posttypes=post posts_in=11675]