Parece que ni siquiera el cementerio es inmune a la inflación. Los 13 artistas, atletas y animadores fallecidos en la lista de este año de las celebridades fallecidas con mayores ingresos ganaron un récord de 1,6 mil millones de dólares, lo que representa un aumento del 72% sobre el total del año pasado. Se trata de la mayor cifra anual desde que comenzamos a rastrear las ganancias desde la tumba en 2001

El tercer lugar lo ocupa David Bowie, que falleció de cáncer el 10 de enero de 2016 a los 69.

«¿Hay vida en Marte?», se preguntó el Duque Blanco y Delgado en Hunky Dory de 1971. Todavía no lo sabemos, pero no se preocupe: Elon Musk está trabajando en ello. Más allá de esto, la venta del catálogo editorial y los masters de David Bowie a Warner Chappell en enero generó suficientes ingresos para poner celoso al Major Tom, por una suma de 250 millones.

Haz clic aquí para leer la lista completa.