El covid-19 ha causado muchos estragos. Uno de ellos –mal menor– es que ha reducido mucho las posibilidades de encontrar pareja. 

Sin discotecas, conciertos o vacaciones, es mucho más difícil encontrar el amor (o a alguien con quien pasar un buen rato) y este escenario ha impulsado las descargas de diversas aplicaciones de citas.

Las grandes estrellas de Hollywood sufren estos cotidianos problemas también. Al final, la temporada de premios hace las veces de verbena donde coincides con conocidos y por conocer. Así que, como el resto de los mortales, muchos famosos han recurrido también a una aplicación para ligar.

Entre sus usuarios hay perfiles tan distinguidos como el de Sharon Stone, Channing Tatum, Emilia Clarke, Harry Styles, Cara Delevigne o Ben Affleck, que probó suerte con las aplicaciones de citas después de romper con la actriz Ana de Armas. 

Condiciones para ser aceptado 

El nombre de la aplicación de moda entre los famosos es Raya. Funciona de forma similar a la conocida Tinder, pero es exclusiva para personas que tienen un perfil público, es decir, para aquellos que se dedican al mundo del espectáculo, música o redes sociales.

Como en la vida real, acceder a esta aplicación es igual de complicado que entrar al club más exclusivo de Los Ángeles. 

Para empezar, sólo podrás descargarte la Raya desde iOS (iPhone o dispositivos de Apple) y será necesario la invitación de un miembro que ya forma parte de la comunidad. 

Pasada la primera prueba el perfil lo examinará un comité “altamente cualificado” para decidir si acepta la solicitud. El candidato deberá proporcionar una descripción detallada de su perfil profesional así como el nombre de su cuenta de Instagram para comprobar el número de seguidores (a mayor número, mayor probabilidades de ser aceptado). 

Una vez convertido en usuario, las políticas de Raya siguen siendo igual de estrictas: nada de capturas de pantalla o mencionar la aplicación en las redes sociales (a algunos miembros les han borrado la cuenta por cometer estas infracciones). La idea es mantener con el mayor hermetismo posible lo que se cuece de puertas para dentro.

Al igual que en Tinder, en Raya se puede hacer un match. No obstante, la diferencia con la popular aplicación es que tienes que hablar a la otra persona en un plazo de 10 días máximo. Si no lo haces en ese periodo, se deshará la unión. Algo parecido a Bumble, app en la que el match se elimina a las 24 horas.

Nació en 2015 y cuesta seis dólares al mes

Aunque ahora esté en la cima de su popularidad, lo cierto es que Raya nació en 2015. El objetivo de su creador, Daniel Gendelman, era el de crear una aplicación como quien organiza una cena íntima minuciosamente examinada. 

“¿Por qué querer ir a una fiesta en la que se admite cualquier persona cuando puedes ir a una fiesta en la que solo van ricos y famosos?”, señaló Gendelman en una entrevista con el New York Times.

Una forma exclusiva y barata de encontrar el amor, solo cuesta seis dólares al mes, siempre y cuando pertenezcas a la élite.