Pablo Álvarez Mezquiriz, CEO de Vega Sicilia.

El Enebro, la sociedad propietaria de las Bodegas Vega Sicilia y de la cárnica Valles del Esla, logra capear el año del covid-19. El grupo cerró 2020 con un resultado consolidado de 19,7 millones de euros, un 6% más que un año antes, cuando ganó 18,6 millones, recoge Expansión. Los ingresos del ejercicio se situaron en 58,4 millones de euros, ligeramente por debajo de los logrados el año anterior.

Los resultados de la compañía que dirige Juan Carlos Álvarez Mezquiriz han resistido el impacto de la pandemia gracias al subsegmento vitivinícola, que ingresó 50 millones en 2020. Además de Vega Sicilia, cuenta con Bodegas Alión y Pintia, entre otras firmas. Por su parte, el negocio cárnico y ganadero aportó 4,4 millones, mejorando también el resultado del año anterior.

El 60% de las ventas de la compañía durante el último año se concentran en el mercado nacional y, como era de esperar, el negocio internacional sí ha notado el envite de la pandemia debido a las restricciones y cierres globales que, en distintos niveles, se han vivido desde marzo de 2020. El golpe del covid se ha traducido en una reducción del 27% de las ventas en el mercado europeo, situándose en 8 millones.

Junta de accionistas

La compañía celebra su junta general de accionistas este miércoles, 30 de junio. Está previsto que María José Álvarez, administradora única y presidenta de Eulen, solicite el nombramiento de un consejero delegado independiente que proteja sus intereses como minoritaria de la compañía frente a sus hermanos (Pablo, Juan Carlos, Emilio, Marta y Elvira) que ostentan el 84% del capital.