El negocio internacional de empresas de Bankinter cerró 2022 con un saldo medio de 7.953 millones de euros, lo que supone un incremento del 24,7% en comparación con las cifras de 2021, cuando se registró un aumento de esta cartera crediticia del 10,4% frente a 2020, según las cifras aportadas hoy por la propia entidad en un comunicado.

Bankinter afirma que son cifras «muy satisfactorias» teniendo en cuenta el «complicado entorno económico internacional» de 2022, afectado todavía por el cierre de ciertos mercados asiáticos ante la evolución del Covid-19, el irrupción de la invasión rusa en Ucrania y la subida de los costes de financiación en los mercados.

Buena parte de la inversión crediticia se ha destinado a financiar la actividad internacional de empresas españolas en zonas como Asia, Oriente Próximo, África, Estados Unidos y Latinoamérica. En cuanto a los sectores prioritarios en los que el banco ha centrado su actividad, destacan los de telecomunicaciones, alimentación, energía, commodities, o tecnología.

El banco señala que todos los indicadores de la actividad comercial del negocio internacional mostraron en 2022 una «clara consolidación», con crecimientos del 73% en el negocio documentario intermediado, un aumento del 22,4% en el volumen de cobros y pagos internacionales intermediados. Además, el Bróker Online registró un incremento del 39,4% en el volumen gestionado respecto a las cifras de 2021.

Con todo ello, el margen bruto del área internacional alcanzó en 2022 una cifra récord en toda la serie histórica de 265,5 millones de euros, lo que supone un 58,2% más que el año anterior. Estos ingresos representan actualmente un 31,4% del total del margen bruto de la actividad de banca de empresas de Bankinter, frente a un 14% que representaban en 2014.

Durante los próximos meses, la intención del banco es seguir potenciando este negocio; concretamente, la financiación estructurada con agencia de crédito a la exportación (crédito comprador/crédito suministrador), coberturas de riesgos bancarios con organismos multilaterales, así como la especialización en soluciones a medida para eficientar el capital circulante de las empresas.