PRISA ha comunicado este martes a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) la suscripción completa de la emisión de obligaciones convertibles, cuya demanda ha superado el importe máximo de la referida emisión.

En la información registrada en la CNMV, la compañía ha explicado que durante el periodo de suscripción preferente, finalizado el 26 de enero de 2023, se ejercitaron derechos de suscripción de 269.340 obligaciones convertibles, representativas del 76,66% del importe nominal máximo total de la emisión.

Tras la finalización del periodo de suscripción preferente quedaron 82.010 obligaciones convertibles sobrantes que se asignarán en el periodo adicional establecido en la segunda fase de la operación.

Está previsto que ese día 1 de febrero de 2023 se lleve a cabo el correspondiente prorrateo para la asignación de las obligaciones convertibles sobrantes, en el marco del periodo de asignación recogido en esta segunda fase de la operación.

Por todo ello, la compañía informa de que no procederá a la apertura del tercer periodo, en el que se contemplaba la asignación discrecional prevista en la oferta, por lo que, según lo estipulado en la operación, la sociedad dará por concluida la oferta una vez terminado el periodo de asignación adicional.

Como consecuencia de todo lo anterior, la sociedad informa de que la emisión va a quedar íntegramente suscrita.

En los próximos días se procederá al otorgamiento del correspondiente acta notarial de suscripción y desembolso de las obligaciones convertibles y a su presentación en el Registro Mercantil, así como a solicitar la admisión a negociación de las obligaciones convertibles en el mercado regulado español AIAF Mercado de Renta Fija.

PRISA comunicará oportunamente la verificación previa por la CNMV de los requisitos para la admisión a negociación de las obligaciones convertibles y la admisión a negociación de las mismas en AIAF en los próximos días.

La emisión de 130 millones de euros irá destinada principalmente a reducir la deuda financiera de PRISA, al haber obtenido los fondos necesarios para cancelar parcialmente y de forma anticipada el tramo de la deuda que mayor gasto financiero por intereses supone, esto es, el tramo de la deuda junior, que se encuentra referenciado a un tipo de interés variable igual al Euribor+8%.