La calificadora de riesgos Fitch Ratings, tras de su revisión de riesgo anual, ha decidido mantener la calificación de Paraguay en ‘BB+’, con perspectiva estable.

De esta manera, Paraguay mantiene las calificaciones de riesgo no solo de Fitch Ratings, sino también de Standard & Poor’s y Moody’s, en medio de tres años de contexto internacional y nacional sacudidos por choques externos e internos, como caída de precios de las materias primas, pandemia y sequía.

En su reporte de revisión de la calificación de riesgo anual dado a conocer el pasado martes, Fitch Ratings ha señalado que la calificación ‘BB+’ de Paraguay es reflejo de unas políticas macroeconómicas «prudentes y consistentes», una deuda pública baja y una robusta liquidez externa en relación con sus pares de igual calificación.

Asimismo, la calificadora ha pronosticado un crecimiento de 5,8% en el 2023 y, en materia de política, ha señalado que espera que luego de las elecciones del 2023 se mantenga la continuidad de políticas, así como la prudencia fiscal.