El 80% de los ciudadanos ha manifestado que quiere que exista el dinero en efectivo para su actividad diaria, según ha afirmado el presidente de la Plataforma Denaria, Javier Rupérez, que ha hecho mención a una reciente encuesta realizada pro GAD3 durante su participación en el II Foro Finsalud, que se ha celebrado el jueves en Madrid.

Durante su intervención, Rúperez ha indicado que los colectivos que muestran mayor necesidad de existencia del efectivo son el de las personas mayores de 65 años, que supone el 36% de la población española, los discapacitados y «las personas que viven en la España abandonada».

Además, ha explicado que uno de los objetivos de su plataforma es defender la libertad de elección de los ciudadanos entre efectivo y medios digitales a la hora de realizar pagos. En este sentido, ha destacado que el dinero en efectivo es fundamental para la libertad en el uso del dinero, así como para preservar la privacidad de los ciudadanos, y ha rechazado que su plataforma naciese «para luchar contra las tarjetas».

Preguntado sobre las comisiones bancarias, Rupérez ha señalado que es «evidente» que el dinero en efectivo no conlleva ninguna comisión y ha advertido de que los bancos «forman parte de un sistema económico liberal». «Viven de sus servicios, pero también forman parte de un servicio público», ha ahondado al respecto.

También ha hecho mención a la actividad legislativa. En este sentido, ha señalado que la Unión Europea está defendiendo la obligatoriedad del efectivo y se está comenzando a considerar a este tipo de dinero como «una reserva estratégica» en la seguridad nacional ante situaciones de emergencia como desastres climáticos o derivados de conflictos bélicos. «Los poderes públicos deben garantizar esa defensa estratégica», ha asegurado.

Por último, ha recordado que actualmente la normativa española obliga a aceptar el efectivo en el pago de bienes y servicios, con un límite de 1.000 euros por operación, un umbral que desde Denaria se ha propuesto ampliar a 2.500 euros.