Este principio ha guiado a la empresa Brooklyn Fitboxing desde sus inicios hasta su dimensión actual, de más de 100 centros dentro y fuera de España, dedicados a la práctica del fitboxing. Forbes Review ha invitado a su director general y socio fundador, Juan Pablo Nebrera, para que cuente la experiencia de este caso empresarial de éxito.