Abante y MAPFRE han realizado el primer cierre de su vehículo de infraestructuras con un importe de 300 millones de euros en sólo tres meses desde que inició el proceso de captación de dinero (fund raising), lo que supone un 50% más de los 200 millones previstos inicialmente.

La empresa aseguradora aporta 100 millones; un grupo de institucionales, otros 100 millones; e inversores de banca privada de Abante el resto.

El MAPFRE Infraestructuras FCR, que lanzó MAPFRE junto a Abante (entidad gestora del producto), invierte en estrategias gestionadas por Macquarie Infrastructure and Real Assets (MIRA), el mayor grupo de infraestructuras del mundo.

Este fondo de fondos, que tiene como subyacente varias estrategias de Macquarie Infrastructure and Real Assets (MIRA) ya constituidas, ofrece una oportunidad a los inversores de acceder a un tipo de activo que permite diversificar las carteras en un entorno de bajos tipos de interés.

Ambas compañías trabajarán junto con MIRA en la selección de las inversiones más adecuadas, que incluyen desde energías renovables y transporte a comunicaciones, servicios públicos o gestión de residuos.

Santiago Satrústegui es el presidente de Abante, entidad financiera independiente, especializada en asesoramiento financiero y gestión de activos, desde hace 20 años (2001).

En junio de 2019, el directivo fue nombrado presidente de la Asociación Europea de Asesoría y Planificación Financiera en España (EFPA, por sus siglas en inglés), posición que compagina dese entonces con su presidencia en Abante.

En una etapa anterior, Satrústegui ha desempeñado el puesto de managing director en Morgan Stanley (1999-2001) y en AB Asesores (1993-1999).