Para alcanzar el éxito hay que tener una base sólida. Y esto es precisamente en lo que Sanchez Romero ha trabajado a lo largo de sus más de 60 años de historia, los últimos dos y medio capitaneados por Enric Ezquerra.

Estos supermercados nacieron como una pequeña tienda especializada en La Castellana, inaugurada por Eduardo Sanchez Romero en 1954. Hoy, la cadena cuenta con once tiendas repartidas por la capital española. La última, que acaba de ser inaugurada en Majadahonda, es el primer establecimiento del grupo que cuenta con un moderno concepto de servicio de restauración y cafetería, donde se puede comer a cualquier hora del día y aprovechar para recoger la compra utilizando el servicio “Eat&Collect” e incorpora una gasolinera y electrolinera anexas a la tienda.

“Lanzamos este nuevo servicio en colaboración con un partner, Fuelia Activos, cuyo primer proyecto es este, aunque sus equipos ya tienen experiencia en el sector”, explicaba Enric Ezquerra, presidente ejecutivo de Supermercados Sanchez Romero. Además, el ejecutivo aseguraba que la cadena está “buscando nuevas ubicaciones para desarrollar más este concepto, que siempre estará asociado a alguna tienda”.

Esta nueva apertura forma parte del proceso de expansión y renovación que inició Sanchez Romero en 2017, con la inauguración de la transformada tienda de la Castellana, y que siguió en 2018 con la apertura de Castelló-Goya. Por tercer año consecutivo, Sanchez Romero abre un nuevo establecimiento, afianzando su modelo Premium 360º.