Frases que no debes decir mientras negocias una oferta de trabajo

A veces las ofertas de trabajo son irrisorias o, simplemente, más bajas de lo que esperamos que nos ofrezcan según nuestra formación y experiencia, sin embargo, en algunos casos esto se puede solucionar. Hay empleadores que, en un primer momento, no ofertan todo lo que pueden ofrecer y dejan un margen para negociar, por eso es importante saber apretar las tuercas para conseguir las condiciones que merecemos y buscamos. A continuación te recordamos diez frases que según la CEO de HumanWorkplace.com, Liz Ryan, nunca debes decir mientras negocias una oferta.

Frases que no debes decir mientras negocias una oferta de trabajo

“Esta oferta es sorprendente”. No puedes decir esto por dos razones: la primera, porque puede parecer que estás acusando al empleador de haberte engañado al hacerte una oferta baja; y, la segunda, porque es emocional y aquí las emociones no cuentan, se trata de una negociación profesional.

Frases que no debes decir mientras negocias una oferta de trabajo

“El salario que me ofrece es muy bajo para alguien con mi experiencia”. Una vez más, el empleador se puede sentir insultado y desde luego eso no ayudará a que te contrate. Sólo trata de cerrar la brecha entre su oferta y la tuya sin apelar a puestos y salarios anteriores y al mercado en general.

Frases que no debes decir mientras negocias una oferta de trabajo

“Hagamos un trato, ¡se alegrará de haberme contratado!”. En vez de hacer autopromoción y tratar de pedir un aumento de salario nada más recibir la oferta de parte del empleador, trata de hablar de aquello que puedes mejorar dentro de la empresa antes de hablar de dinero. El autobombo no suele ser bien recibido.

Frases que no debes decir mientras negocias una oferta de trabajo

“Soy muy trabajador, ¡trabajaré por dos!”. Sencillamente, es algo que no funciona. Si empiezas por rebajarte para pedir un salario mayor, no hay negociación. Si te pagarán más, acabarías haciendo más trabajo, luego, ¿de qué serviría?

Frases que no debes decir mientras negocias una oferta de trabajo

“Gané el salario que me está ofreciendo en 1996”. ¿Y al empleador que le importa? No es de su incumbencia. Si crees que la oferta no es adecuada, no la aceptes, pero no te pegues un tiro en el pie llamando tacaño al empleador.

Frases que no debes decir mientras negocias una oferta de trabajo

“Haré cosas extra (trabajar en fines de semana o en otro proyecto más) si me da el salario que quiero”. Esta es una estrategia terrible. Lo que estarías haciendo sería devaluar tu propio trabajo. Si por un poco más de sueldo te conviertes en un empleado 24/7, ¿qué dejarías para un hipotético ascenso?

Frases que no debes decir mientras negocias una oferta de trabajo

“Puedo renunciar a los beneficios y/o días libres con el fin de ayudar a cerrar la brecha entre el salario que me ofrece y mi salario mínimo”. Nunca sacrifiques tu tiempo libre, ni tus beneficios por un poco más de sueldo. Si vales lo que pides, tarde o temprano alguien te lo pagará sin necesidad de prescindir de tus beneficios como trabajador.

Frases que no debes decir mientras negocias una oferta de trabajo

“Deme el salario que busco, observe mi trabajo durante seis meses y si no hago un gran trabajo, despídame”. Esta oferta es absurda, porque una empresa te despedirá de todas formas si no le gusta tu trabajo, se lo hayas ofrecido o no. Por tanto, evita este tipo de negociación infantil carente de valor.

Frases que no debes decir mientras negocias una oferta de trabajo

“No puedo pagar las facturas con el salario que me ofrece”. Esta información es irrelevante de cara a un empleador y puede sonar desesperado. Aunque necesites mucho que el sueldo sea mayor, trata de evitar esa afirmación. Puedes utilizar otras fórmulas más sencillas como “me encantaría aceptar este trabajo y, si es posible, llegar a un acuerdo entre el sueldo que me proponen y el que yo busco”.

Frases que no debes decir mientras negocias una oferta de trabajo

“Si no me puede mejorar la oferta, tendré que marcharme”. Lo mejor que puede pasar es que te digan “vale, ¡hasta luego!”. Prueba a hablar desde el lado positivo y proponer algo una negociación más brillante. Hablando de proyectos y de las ganas que tienes de trabajar con esa empresa.

[td_smart_list_end]