El nuevo Samsung Galaxy Z Fold 2 nos transporta a un mundo futurista, donde la comunicación y la interconectividad son acciones sencillas. Un perfil de geometrías y líneas limpias, de diseños exclusivos y pantallas –muchas pantallas– se presenta ante nosotros. Así es este móvil que llega con nuevas funciones y prestaciones para sacarle el máximo provecho. 

Si cierras los ojos y te pidiera que imaginaras la figura de un móvil, ¿crees que se parecería al nuevo Galaxy Z Fold 2? Este Samsung pone más énfasis en aprovechar la capacidad del teléfono para funcionar no solo como una pequeña tablet, sino como un dispositivo con el potencial de incrementar la productividad. 

Desde la marca coreana han tenido un pensamiento completamente disruptivo, han pensado diferente y te traen, más que un móvil, una herramienta para tu día a día; porque si eres de aquellos a los que les gusta hacer una y mil cosas al mismo tiempo, aquí tienes la solución: puedes abrir dos aplicaciones a la vez en la pantalla de cubierta, pasarlas a la pantalla principal, abrir una tercera en pantalla dividida y trabajar o jugar con solo un toque. Es ideal, por tanto, para jugar, escribir y comunicarte. La pantalla externa es aún más funcional y se le puede sacar más provecho al ser considerablemente más grande –6,2 pulgadas– que la de un smartphone al uso. También puede funcionar como una pantalla de mayor tamaño —de 7,6 pulgadas, tipo una tablet pequeña, la pantalla interior–. 

Además, se puede mantener el dispositivo abierto en distintas posiciones. Una de las más útiles, es aquella que permite colocar el Samsung Galaxy Z Fold 2 abierto hasta la mitad, como si de un ordenador portátil se tratara. Hablamos del modo Flex, una posibilidad de operativa realmente útil, ya que permite dividir la pantalla en dos mitades, siendo la superior para la visualización y la inferior para los controles. 

Aprovecha al máximo la autopista que ponen a tus pies, y en tus manos, con los tiempos de respuesta más rápidos y la acción fluida de la pantalla principal de 120 Hz o conecta un mando Bluetooth y los Galaxy Buds Live, con latencia mejorada, para jugar en tiempo real como nunca. Y despreocúpate por la batería, han pensado en todo. Su novedosa batería inteligente aprovecha toda la potencia del sistema dual para acompañarte durante todo el día. Combina la potencia de dos baterías en una duradera fuente de alimentación. 

En definitiva, nos encontramos ante un sin fin de posibilidades que nos coloca a las puertas de un futuro interesantísimo, donde la innovación nos lleva a realizar lo que hasta hace bien poco no éramos capaces siquiera de soñar. La nueva era de la tecnología nos brinda un dispositivo basado en el lema olímpico Citius, altius, fortius (más rápido, más alto, más fuerte). Llega más lejos. Claramente, estamos ante el móvil del futuro.