La almazara Finca la Torre, situada en Málaga, se remonta a 1260. Los romanos replantaron olivos y construyeron el primer molino de piedra, aún conservado en los jardines de la finca. En 1999 empezó la actividad ecológica, pero no fue hasta 2011 cuando Víctor Pérez, director del proyecto, aterrizó en la finca con el firme propósito de elaborar el mejor AOVE del mundo.

Presentes en más de 30 países y galardonados en cinco ocasiones con el Premio Alimentos de España, los aceites de Finca la Torre destacan por su calidad. Además practican una agricultura no solamente ecológica, sino también biodinámica respetando así los ritmos naturales del cultivo.

One Limited Edition Hojiblanca es la nueva apuesta de Finca La Torre. Un AOVE de edición limitada elaborado con una selección de las mejores aceitunas en el primer día de cosecha. Su temprana recolección permite extraer los matices más puros y más cantidad de polifenoles, responsables de las propiedades saludables del AOVE. El producto se presenta en un nuevo envase transparente bañado en protección ultravioleta, para así mantener intactas las propiedades del aceite y mostrar al consumidor la honestidad que les caracteriza.

*Artículo publicado originalmente en Tapas Magazine