1. Fruta/Snacks saludables gratis para los empleados
No hace falta que sea todos los días, pero por ejemplo un día a la semana se pueden poner cestitas en la oficina con snacks saludables, frutas variadas… Todo cortesía de la empresa. Tus empleados van a encontrarse de lo más a gusto.

2. Clases de yoga conjunta
Muchas empresas en Estados Unidos apuestan por realizar ejercicio conjunto en el trabajo. Ya sea estableciendo un gimnasio en la propia empresa, o impartiendo clases de yoga o cualquier otra actividad en la misma. El yoga, en este caso, fomenta la relajación, la productividad, la creatividad… Notaremos como nuestros empleados se sienten mucho más felices y su productividad aumenta.

3. Plantas naturales
También es una buena idea utilizar plantas (naturales, por supuesto), que le den a la oficina un toque de naturaleza. No hace falta ponerla como “Parque Jurásico”, pero colocar algunas plantas y flores en lugares estratégicos del espacio de trabajo fomenta la productividad. Y es que un estudio de la Escuela de Psicología de la Universidad de Cardiff (Reino Unido) asegura que las oficinas que cuentan con plantas verdes hacían que los trabajadores se sintieran más felices en su entorno de trabajo, estuviesen más concentrados y fuesen un 15% más productivos que los de las otras oficinas.

4. Pizarra de ideas
Para fomentar la creatividad y la capacidad de expresarse de todos los empleados , podemos establecer una pizarra en la que apunten las ideas que les vayan surgiendo a lo largo del día. No sólo podrán plasmar la suya si no ver las del resto de su equipo de trabajo.