Primero plantéate a qué se dedica la empresa
Eso ya te dará muchas pistas acerca de como debes o no debes vestir. No es lo mismo ir a una entrevista para creativo publicitario que para abogado en un bufete internacional.

Aprende a ver las prendas en un contexto, no como algo por separado.
Es decir, una camisa puede parecerte preciosa. Y tienes un pantalón de firma muy elegante que te encanta. Pero… entre sí les falta poco para matarse el uno al otro. Tienes que elegir cosas que combinen, prendas que se realcen la una a la otra.

El estilo es fundamental
Hay gente que tiene estilo prácticamente se ponga lo que se ponga. Personas que “saben llevar” las prendas. Intenta dar un toque de distinción y estilo a tu look con la forma en la que te pones los pantalones, con un collar llamativo si tu estilo es muy sobrio…

Importancia de los complementos
Es esencial llevar algún complemento (sin sobrecargar). En los hombres: un reloj, un cinturón… nada de pulseras, anillos o pendientes. Para ellas: si te pones collar grande no te pongas pendientes, y viceversa. Evita bolsos excesivamente grandes o zapatos de un tacón exagerado.

Higiene y perfume
Hay que ir “bien limpitos” y aseados a la entrevista. Pero ojo, no te pases (si eres mujer) con el maquillaje. Mejor uno poco marcado y natural, vamos, un maquillaje de día. Y tanto para ellos como para ellas, evitar perfumes fuertes y/o en mucha cantidad.