1. Siri es muy cotilla

Hay empleados de Apple que podrán escuchar cada vez que hables con el asistente virtual Siri. La empresa puede usar y compartir “otra información” con sus “filiales y agentes”: desde nombres, relaciones entre contactos y el lugar donde se hizo la consulta.

2. ¿Datos personales? Bah, no tanto

Las políticas de Apple remarcan que no se comparten datos personales, sin embargo, su clasificación de información privada es desigual. El nombre, dirección, número de teléfono, dirección de correo electrónico, preferencias e información de tarjeta de crédito son datos privados y personales.

Sin embargo, la ocupación del usuario, su código postal y la ubicación geográfica de un dispositivo es información no personal por lo que puede ser compartida.

3. Sé dónde estás…

Apple escoge datos de la localización de nuestro iPhone para “dar mejores productos y servicios”. Los especialistas consultados indican que, potencialmente, la compañía podría trazar la ruta diaria de un usuario ya que las personas llevan su smartphone a todos lados.

4. ¡Pisa el freno! Que te pesa mucho el pie…

Cualquier aplicación, sobre todo aquellas que dan información sobre el tránsito, puede recoger la información sobre “la velocidad de los desplazamientos por carretera”.

5. El divertido hobby de almacenar mensajitos

Apple guarda de forma encriptada todos los iMessages por un tiempo indefinido para “asegurar que lleguen correctamente”.