Después del Golf, el Passat es el segundo vehículo más vendido de la historia del fabricante alemán con más de 30 millones de unidades desde su lanzamiento allá por 1973. Este año, vuelve a reinventarse estrenando una nueva actualización que supone un enorme cambio convirtiéndose en el Passat más innovador de todos los tiempos.

El primer cambio reside en su electrificación. Tras el Golf GTE llega este nuevo Passat híbrido enchufable convirtiéndose en un vehículo de cero emisiones cuyo sistema de propulsión está compuesto por un motor de gasolina de 1.4 litros TSI de 156 CV y uno eléctrico de 116 CV generando una potencia máxima conjunta de 218 CV con tracción delantera y cambio DSG de seis velocidades.

Uno de los cambios más significativos es que incorpora una nueva batería de mayor capacidad (31% más) que pasa de 9,9 kWh a 13 kWh lo que le proporciona una autonomía de hasta 56 km en la berlina bajo la norma WLTP (para el familiar Variant será de 54 km). La marca asegura que si se utilizara la norma NEDC en su nuevo modelo, su autonomía eléctrica sería alrededor de 70 km.

Esta batería se puede cargar a través de la toma externa de 230 voltios (como la de un enchufe tradicional) situada en el frontal. Una carga completa se puede realizar en 6 horas y 15 minutos mientras que si se dispone de una toma de 360 voltios el tiempo se reduce a 4 horas. No obstante, el vehículo se va cargando mientras está circulando.

Presenta tres modos de conducción: el E-Mode, 100 % eléctrico; el GTE (deportivo) que da prioridad al motor térmico que recibe la ayuda del eléctrico y, por último, el modo Hybrid, que varía de eléctrico a térmico o que usa ambos de forma automática.

Nuevo diseño

 En cuanto a su exterior, se han rediseñado los parachoques delantero y trasero y la parrilla del radiador. Además, toda su iluminación es LED y aumenta la gama cromática con nuevos colores como el azul eléctrico, el verde botella o el dorado níquel.

Además, el nuevo Passat ofrece mucho más equipamiento que sus anteriores versiones, pudiendo elegir entre diferentes niveles de acabado, ahora denominados Passat, Business, Executive y R-Line. En paralelo a estas versiones, sigue existiendo la modalidad Alltrack de tracción total. Su interior también ha sido renovado con un diseño mucho más digitalizado donde sobresale el nuevo sistema de infotainment de última generación (MIB3) que le permite estar permanentemente conectado a internet utilizando la App-Connect Wireless para conectar tu smartphone sin cables a través de Apple CarPlay.

Además, estrena el VW Digital Cockpit con gráficos mejorados que puede manejarse prácticamente en su totalidad desde el nuevo volante multifunción capacitivo que detecta el toque del conductor, proporcionando una interfaz interactiva para sistemas como Travel Assist.

Y es que si por algo destaca el nuevo Passat en materia tecnológica es por ser el primer Volkswagen del mundo que puede conducirse de forma semiautónoma prácticamente a cualquier velocidad gracias al citado sistema de asistencia Travel Assist que toma las riendas del vehículo hasta alcanzar los 210 km/h. Eso sí, este sistema obliga al conductor a llevar las manos en el volante en todo momento, y en el caso de que se soltaran los mandos, el sistema se desactivaría de inmediato.

El nuevo Passat GTE ya está disponible en los concesionarios y su precio, con campaña y descuentos, es de 44.510 euros.

Motores para todos 

Si los híbridos enchufables aún no nos han convencido, podemos elegir entre la amplia gama de motores que nos ofrece el nuevo Passat 2019. Los diésel desarrollan una potencia de 120, 190 y 240 CV. El cuarto motor es el 2.0 TDI Evo de 110 kW/150 CV, totalmente nuevo y pionero de una nueva generación de motores diésel. La gama de gasolina incluye tres TSI con 150, 190 y 272 CV. Todos los TSI están equipados con un filtro de partículas de gasolina y los motores TDI con un filtro de partículas diésel y un catalizador SCR cumpliendo con la norma de emisiones de gases de escape Euro 6d-TEMP.