1. Compartir nuestras vivencias
Puede tener su lado bueno y su lado malo, pero lo cierto es que muchas personas ya no conciben su día a día sin “retransmitirlo” todo a través de las redes sociales o de las aplicaciones de chat. Nos permite interactuar y conocer la vida de las personas que tenemos a nuestro alrededor en cualquier momento.

2. “Encontrarte”
Una de las mayores utilidades de los smartphones puede ser su servicio de mapas. Utilizar el teléfono como GPS para ir en el coche, o simplemente ubicarte cuando estás perdido en una ciudad.

3. Hablar continuamente
La aparición de aplicaciones para la comunicación en línea ha cambiado la perspectiva de muchísimas personas de lo que supone la interacción comunicativa. Podemos hablar con cualquiera cuándo y dónde queramos a través de aplicaciones como Whatsapp, Telegram o Line, lo que resulta realmente útil para el día a día. Aunque no debemos jamás olvidar las ventajas de una comunicación real, cara a cara.

4. Comentar lo que sucede
El soporte rey en cuanto a comentarios sobre diferentes sucesos o en cuanto a publicación de opiniones personales es Twitter. En 140 caracteres puedes opinar y dialogar con el resto de usuarios sobre temas concretos que te permitirán abrir debates o conocer otros puntos de vista.

5. Hacer fotos
Hace tan sólo una década que comenzamos a familiarizarnos con las cámaras de los teléfonos móviles, y es realmente increíble la evolución que han tenido. Las fotografías con una bajísima calidad que tomaban esos antiguos terminales nada tienen que ver con las de hoy día. Además tienes la oportunidad de mostrarlas “en directo” a quien quieras.

6. Skype
Esta aplicación ha revolucionado la forma de entender las distancias. Gracias a ella muchísimas personas pueden hablar diariamente y ver la cara de otras que están a miles de kilómetros de distancia de forma totalmente gratuita. Y además en cualquier lugar, ya que también está disponible como aplicación móvil.

7. Realizar vídeos
Es junto con la fotografía otra de las características que más han evolucionado en los últimos años. Podemos también compartirlos en redes sociales o verlos en nuestra televisión sin perder un ápice de calidad.

8. Pagar con el teléfono
Hoy en día aún no está asentado entre la población, pero en pocos años será todo un hecho. No hará falta salir de casa con dinero ni tarjeta de crédito, ya que podremos pagar lo que queramos a través de nuestro smartphone.

9. Mandar e-mails
Por ejemplo para trabajadores fuera de la oficina resulta algo realmente útil. Puedes mantenerte en contacto con tus clientes o tus jefes estés donde estés, así como mandar archivos, fotografías o vídeos que tengas en el móvil.

10. Buscar y encontrar lo que quieras
Gracias a internet puedes buscar cualquier duda, lugar, restaurante, hotel… Todo lo que puedas imaginar. Puede sacarte de muchísimos apuros, ya que tienes todo lo que necesites en la palma de tu mano.