En estos tiempos en los cuales parece que todo lo que no esté en una pantalla y a color nos aterra, pasamos mucho más tiempo comprobando que el táctil de nuestros aparatos funciona con normalidad que leyendo, aunque existen aplicaciones que nos ayudan a leer más rápido. Pero según los últimos estudios, puede ser que estemos perdiendo beneficios muy buenos para nuestra inteligencia, solo por haber dejado de leer, o no hacerlo tanto.

Leer tiene tanto beneficios intelectuales como emocionales, pero parece que a veces se nos resiste, que nos cuesta demasiado. A veces tenemos la suerte de que se nos presenta una buena novela de ficción delante, y nos transporta a la vida de sus personajes, a sus pensamientos más profundos, lo cual es una maravilla.

De aquí que cultive nuestra inteligencia, al meternos en los zapatos de otra persona, podemos entender una religión que es diferente a la nuestra, o una orientación política, por ejemplo. Nuestro nivel de empatía aumenta. La lectura ayuda en general a nuestra salud.

Si quieres crear un hábito de lectura, aquí te dejamos algunos consejos:

Lleva siempre un libro contigo

Si quieres leer más, este simple consejo te ayudará a aumentar el número de libros que lees cada año. A lo largo del día tenemos pequeños ratos en los cuales podríamos leer, como por ejemplo en el metro al volver de trabajar, o en la sala de espera del médico o del dentista.

Lee antes de irte a dormir

El primer consejo es el más efectivo, pero este es el más fácil de todos. En esa media hora que tienes antes de irte a dormir, no te va a interrumpir nada. Quizás para ti, bloquear media hora de tu día te parece demasiado, no pasa nada, puedes empezar leyendo unos minutos antes de apagar las luces. Con el paso del tiempo descubrirás que cada vez te va a resultar más fácil leer antes de dormir. Además, está comprobado que leer antes de dormir mejorará la calidad de tu sueño.

Empieza o únete a un club de lectura

Nuestro compromiso ante ciertas actividades aumenta cuando se trata de un grupo de personas. La razón es simple, no queremos decepcionar al equipo. Por ello unirte a un club de lectura puede ser divertido y eficaz.

Crea tu espacio de lectura

Mientras que leer en la cama puede ser un gran añadido para tu rutina nocturna, encontrar un espacio dedicado a tu lectura puede mejorar tu rutina diaria. La clave aquí es la localización. Tu espacio de lectura debe estar en área silenciosa y tranquila.

Lee los libros que sepas que te van a gustar

A veces nos obcecamos en leer libros que son súper interesantes para todo el mundo, pero que para nosotros no lo son. La razón principal por la que las personas abandonan la lectura es porque es dura, aburrida, o porque te fuerzan a leer. Esto ya no es el instituto, puedes leer lo que quieras, lo importante es que lo hagas.