Si eres de los que se distrae con facilidad, tranquilo, no estás solo en esto. La procrastinación es la razón más común por la cual evitamos estudiar. Existen muchos métodos para mantener nuestra atención, dejar de distraernos y estudiar de forma más efectiva.

Lo primero y fundamental, deja de procrastinar

Solemos enfrentarnos a los primeros minutos de nuestras tareas con decisión. Estamos en frente del ordenador y pensamos que vamos a poder con todo y más, pero sin querer abrimos Facebook, el periódico o cualquier cosa que nos distraiga de nuestra tarea, error colosal.

Para las personas que tienden a procrastinar por naturaleza, lo más recomendable es empezar las tareas con más tiempo de lo habitual, así todos nos podemos permitir un día de procrastinación y seguir teniendo tiempo para todas nuestras entregas.

Concédete un poco de espacio

No sirve de nada mirar la pantalla en blanco y bloquearse. Para ello, lo mejor que puedes hacer es alejarte un poco de la tarea y enfrentarte a ella con menos presión. De esta forma la mente se mantiene más fresca y tus ideas serán mucho mejores.

Estudia cuando menos cansado te sientas

Igual se te da mejor estudiar por la mañana, igual eres de los que estudian por la tarde, o eres de los que se inspiran en la nocturnidad, sea como sea sigue el método que mejor te funcione. Lo importante es que te sientas fresco, estudiar con cansancio es un error enorme, no asimilamos los conceptos de la misma forma y solo supone una pérdida de tiempo enorme.

Recompénsate

Ya sea con una tarde de descanso, un paseo por el parque, o una escapada de fin de semana con tus amigos, pero recompensarte por haber estudiado es una buena forma de mantener la motivación ante el estudio.

Busca un compañero de estudio

Puede ser que pienses que estudiar con alguien solo va a conseguir distraerte más, pero estás equivocado. Si te surge una duda, tendrás a una persona que te permita avanzar en el estudio.

Crea tu hábito con disciplina

Por muy complicado que resulte, cuánto más duros seamos con nosotros mismos mejor y más rápido adquirimos el hábito. Piensa en lo que quieres conseguir con esto y ve directo a por tu meta.