Mujeres que cuentan. Esta es la filosofía que practica, comparte y motiva la catalana Carla Simón (Barcelona, 1986) en cada uno de sus trabajos. La cineasta, que se dio a conocer por ejercer su profesión partiendo de las historias personales y las íntimas para narrar lo universal, vuelve a emocionar con su discurso, esta vez realizado en colaboración con Miu Miu, la firma italiana de moda que ha compartido su proyecto Women’s Tales con Simón para crear un cortometraje en el que poner la maternidad de telón de fondo.

Presentado y estrenado en la edición actual del Festival de Venecia, la directora de cine invita a reflexionar sobre uno de los debates más candentes para la sociedad, pero, sobre todo, para la mujer: ser o no madre. A través de Carta a mi madre para mi hijo la artista invitada ofrece su punto de vista sobre el tema.

El audiovisual, de 24 minutos de duración y disponible la web de Miu Miu, responde a la vigesimocuarta entrega de la serie de cortometrajes que la firma italiana lidera con su proyecto Women’s Tales, los cuales tienen a la mujer como principal protagonista de los contenidos y están presentados bajo la estela de una estética diferente, más cercana a la moda y más alejada de una causa social. Sin la menor intención de restar importancia a un asunto tan serio y delicado, Simón y Miu Miu dotan de sentido editorial esta producción, que cuenta con Ángela Molina, Cecilia Gómez y Ainet Jounou como principales protagonistas dle corto.

Carla Simón, ganadora del Oso de Oro en el Festival de cine de Berlón por Alcarràs, explora los universos de la maternidad y de la familia bajo su mirada intimista. Y una vez mostradas las cartas de la intención, la pregunta sobre el vínculo entre feminidad y moda se torna necesaria. ¿Es sólo la feminidad una cuestión de estilo a la hora de vestir o también lo es de carácter? ¿Puede una mujer aprender a ser femenina o tiene que ser por el hecho de ser mujer? Muchas preguntas a las que esta ‘carta’ audiovisual pretende dar respuesta a la vez que «invita a las directoras más creativas y sensibles a investigar sobre este término y la vanidad de este siglo», según a comentado la firma de moda de lujo, y de cómo es necesaria la idea de romper los tabúes y poder abordar cualquier asunto, por íntimo que sea, con la mayor naturalidad posible.

Como si de un fashion film se tratara, el cortometraje retrata también las prendas de Miu Miu, lucidas en L’ Ametlla de Mar, Tarragona, puede que como intento de demostrar que tanto la maternidad como la moda forman parte de nuestro día a día.