La Comisión Nacional Bancaria y de Valores de México (CNBV) ha abierto un procedimiento sancionador contra la filial de OHL en el país centroamericano. El expediente, que también afecta a algunos de los directivos de la compañía constructora, se ha iniciado para evaluar si respeta la normativa contable del país.

El equivalente mexicano de la CNMV ha apuntado que el expediente tiene por objeto examinar “el nivel de cumplimiento de OHL México con la normativa mexicana del mercado de valores, y cuya existencia se recogía en el folleto informativo elaborado por la Sociedad en el contexto de su aumento de capital y oferta de nuevas acciones aprovado por la CNMV con fecha 7 de octubre de 2015”.

En concreto, el regulador mexicano pone en cuestión las prácticas contables de la empresa de matriz española y ha aducido que OHL México “no informó debidamente al mercado sobre las diferencias entre los niveles de tráfico actuales en sus concesiones y las proyecciones” que se hicieron al inicio de estas.

La compañía niega las acusaciones

OHL ha indicado que tiene previsto mantener el tratamiento contable de sus concesiones mexicanas y ha asegurado que sus flujos de caja no se verían afectados en caso de que se empleara el tratamiento que propone la CNBV en sus alegaciones.

“La mayoría de las materias que son objeto de investigación por la CNBV ha contado en todo momento con la opinión favorable de los asesores externos de OHL México, incluidos abogados y auditores”, ha alegado la compañía.

OHL México ha explicado que la información que requiere la CNBV “no es relevante” ya que cualquier importe reconocido en relación con la rentabilidad garantizada de las concesiones está basada en la “información relativa a los niveles de tráfico actuales y sus ingresos, y no en proyecciones”.

La filial del grupo presidido por Juan Miguel Villar Mir formulará las alegaciones pertinentes a estas imputaciones y ha rehusado predecir tanto el resultado de este procedimiento como posibles consecuencias que pueda tener para la firma.

La semana pasada OHL cerró una ampliación de capital con la que Villar Mir ha vendido un 9,5% de su participación en la compañía y ha reducido su peso al 50,01% de las acciones. Además, el empresario ha realizado desinversiones en Abertis y Colonial y negocia la venta de la Torre Espacio, en Madrid.