“And I’ll know my song well befote I start singing”, Hard Rain. Conoce tu mensaje y a tu público antes de empezar con tu negocio. Esta es la clave. La primera pregunta que debes hacerte no es “¿qué historias quiero contar?”, es “¿quién quiero que lea mis historias?”. Después ya puedes construir el mensaje. Conoce tu canción antes de actuar.

“All of the people can’t be all right all of the time”, Talkin World War III Blues. Siempre he sido muy escéptico con el llamado “clamor popular”. No sigas, lidera. Solo porque todos digan algo no significa que lo que tú piensas tenga menos importancia. Si quieres ser un líder de pensamiento, lidera, no sigas. Probablemente tengas razón.

“Everybody must give something back for something they get”, Fourth Time Around. La responsabilidad social corporativa y la sostenibilidad son dos de los criterios más importantes a los que un CEO debe prestar atención. Hazte abanderado de la afirmación de esta letra en tu negocio.

“May you have a strong foundation when the winds of changes shift”, Forever Young. Si acabas de publicar tu primera entrada en el blog, tu opinión, debes saber que no es necesario hacer una gran canción y bailar sobre ella. Es sólo una pieza. Las personas que ponen al descubierto sus pensamientos no serán intimidadas. Acumula confianza, muéstrate como eres antes de contar a todo el mundo sobre lo que estás trabajando. Cuando las cosas vayan mal, aférrate a esos principios.

“We heard the sermono n the mount and I knew it was too complex”, Up To Me. Sé simple. Si no puedes explicar tu historia en menos de diez palabras, es que estás lo estás haciendo mal. Sigue intentándolo, simplifica las cosas.

“You’re gonna have to serve somebody”, Gotta Serve Somebody. Concretamente, a tus clientes. No te crezcas demasiado, ellos van primero. Tú eres mucho menos interesante que lo que puedes llegar a hacer por ellos.

“You can’t rely no more to be standing’ round waitin”, Slow Train. Si deseas éxito y reconocimiento por parte de los demás, debes asomarte por encima de los obstáculos. Persigue tus sueños en vez de esperar a que el éxito venga a ti.

“There’s a wall between you and what you want and you got to leap it”, The Groom’s Still Waiting at the Altar. La pared es el anonimato y no puedes ocultarte tras ella. Ábrete. No eres sólo n nombre al principio de un informe anual, eres la cara, la voz y la personalidad de la compañía. Muéstralo.

“Don’t be a slave to what somebody else believes”, Trust Yourself. Este debe ser tu pensamiento principal incluso cuando los demás no estés de acuerdo contigo. Es esencial para forjarse una reputación.

“Sometimes the silence can be like thunder”, Love Sick. Hazlo regularmente, de lo contrario te verás lento, perezoso y pasota. Esto es aplicable a la hora de escribir en un blog, contestar correos y perseguir tus metas. Cuanta mayor sea la frecuencia, más tiempo te dará la sensación que tienes.

“I’ve got nothing but affection for all those who’ve sailed with me”, Mississippi. Asegúrate de que tu equipo, tus empleados, reciben los agradecimientos necesarios y dialoga con ellos. Ambas cosas aumentarán tanto tu reputación como el positivo sentimiento de pertenencia al grupo de tus empleados.

“You can’t open your mind boys to every conceivable point of view”, High Water. Concéntrate en lo importante y no trates de abarcar demasiado. Una entrada de blog rara vez ocupa más de 700 palabras, un artículo de opinión 1.000. La brevedad suele ser un signo de que tienes las ideas claras.