Osborne, compañía con casi 250 años de historia y propietaria de marcas como Cinco Jotas, Nordés, Montecillo o Carlos I entre otras, adquirió el pasado 31 de julio la marca Doble V, hasta entonces propiedad de Pernod Ricard.

Una marca con historia y carácter español que en los años 90 consiguió posicionarse como uno de los whiskies de mayor consumo de la época, llegando a ser la cuarta marca más vendida en España.

A lo largo de los años, Doble V ha conseguido mantener su presencia en todo el país concentrando gran parte de su volumen de negocio en su lugar de origen, Andalucía. El pasado año experimentó un crecimiento de más de un 15% en volumen respecto al año anterior y, tras su adquisición por parte de Osborne, se espera que continúe su crecimiento en los próximos años.

Fernando Terry, Consejero Delegado de Osborne, destaca que: “estamos trabajando ya en un plan para rejuvenecer y premiumizar Doble V, incrementar su distribución y su atractivo para el consumidor, e impulsar la marca para ser un referente de la categoría de whisky español. Esta operación nos permite capturar sinergias y reforzar nuestra presencia en la categoría de spirits más importante a nivel mundial.

Esta adquisición se encuadra dentro de nuestro Plan Estratégico que, entre otros objetivos, persigue la renovación de nuestro portafolio”. Osborne comercializará la marca a partir del 1 de septiembre 2020, que podrá encontrarse en los distintos canales –hostelería, alimentación y online.