Aquí su lección de coaching emocional:

“Tienes que recordarte a ti mismo que puedes lo que te propongas cuando estás muy muy relajado. No importa lo que sea o qué trabajo quieras obtener, cuanto más te relajes mejor persona eres”.

¿Será esta actitud pasiva de Bill? Además afirma que “cuanto más se divertía haciendo lo que hacía, mejores resultados obtenía”. Sus lecciones pueden que no sean las más indicadas para un comerciante o un vendedor de seguros pero, ¿podemos alcanzar lo que nos propongamos a través de esta filosofía pasiva?

Su consejo para adaptarlo a nuestro trabajo acaba con “si puedes relajarte y disfrutar de lo que haces mientras te diviertes, entonces destacarás en tu trabajo sin problema alguno”.

El actor y humorista estadounidense triunfó en la década de los 80 con Los Cazafantasmas además de ganar un Emmy por su trabajo en Saturday Night Live. ¿Os imagináis este mensaje en un discurso oficial?