Anualmente la empresa Adecco lleva a cabo una encuesta con más de 2.000 personas en todas España que valora qué trabajadores se sienten mejor en su silla laboral. Además, junto a su informe revelan que la falta de empleo reduce a la mitad la felicidad de los españoles, dato curioso. Asimismo, los últimos resultados posicionan a los mismos sectores como los “más felices”. Estos son los trabajos vocacionales y entre ellos encontramos a médicos, docentes –sin importar la rama-, científicos y deportistas. Estos últimos alcanzan el 98,9% de felicidad, siendo los más satisfechos en su profesión. Por sexos no hay grandes diferencias, mientras que por formación, los universitarios ocupan el 84% de los “felices”.

El 63% de los encuestados respondieron en cuanto al salario que “es importante, pero no esencial”, demostrando que la opción vocacional se extiende a casi todas las ramas laborales actuales. La clave parece residir en disfrutar de las funciones encomendadas, más allá del dólar que nos puede aportar.

Como dato positivo, el 80% de los trabajadores españoles se encuentran felices en su puesto laboral. Parece que a optimismo no nos gana ningún país europeo vecino…