El diplomático y escritor Fernando Morán, ministro de Exteriores en el Gobierno de Felipe González entre 1982 y 1985, ha fallecido esta noche en Madrid a los 93 años de edad. Morán, militante del Partido Socialista Obrero Español (PSOE), culminó las negociaciones para que España entrara a formar parte de la Comunidad Económica Europea (CEE) –el Acta de Adhesión a las Comunidades Europeas es el nombre del tratado por el que nuestro país ingresó en la actual UE y fue firmado el 12 de junio de 1985 en el Salón de Columnas del Palacio Real de Madrid–.

Licenciado en Económicas y Derecho, ingresó en la Escuela Diplomática en 1952 y estuvo destinado como diplomático en Buenos Aires, Lisboa y Londres. Asimismo, entre 1976 y 1977 fue director general de Política Exterior para África y Asia Continental. Tras abandonar su cargo de ministro en 1985, fue nombrado embajador ante las Naciones Unidas, cargo que abandonó para presentarte en 1987 a las elecciones al Parlamento Europeo. Hasta 1999 fue diputado en el Parlamento Europeo.

El político asturiano (Avilés, 1926) era también escritor. Tal y como señala el Ministerio de Exteriores en su página web, Morán publicó varias obras de ensayo y novela, como También se muere el mar, El profeta, Revolución y tradición en África negra o Una política exterior para España. En noviembre de 1990 presentó España en su sitio, que recoge sus memorias como ministro de Asuntos Exteriores, y doce años después, su libro Palimpsesto: a modo de memorias, al que el autor califica como análisis, que no memorias políticas.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha declarado en su cuenta de Twitter que “hoy es un día triste para el PSOE. Fernando Morán dio los primeros pasos del camino de España hacia Europa. Con él como ministro de Exteriores, nuestro país ingresó en la CEE. Sus principios y su profundo europeísmo nos dejan un legado imborrable”.