Rebuscando entre sus archivos, encontró el perfil Olin King, fundador de SCI Systems, que realizó en 1987 para el Wall Street Journal. Con base en Huntsville, Alabama, SCI es una marca de electrónica y de defensa de la industria que fue comprada por Sanmina Corp. en 2001 (y tenía más de mil millones de ingresos en el momento).

Pero no nos equivoquemos al respecto: Olin fue hasta el final un empresario feroz que pensaba grande y que supo sacar adelante su pequeña empresa. SCI fue, de hecho, una de las más empresas pequeñas grandes del momento.

Su fórmula era bastante evidente en su estilo de gestión. Como uno de sus ejecutivos, dijo: “Su estilo personal consistía en el sondeo y el ataque”. King también tuvo una interesante manera de tratar con los directivos, que se mantenían por los pelos.

Todos los años, King invitaba a todos los trabajadores a un picnic y para que el ambiente resultara relajado proponía un juego de feria el Dunking Booth ( tiro al blanco en una cabina con agua). Lo que la gente no sabía era que la cabina no solo era para pasar un rato de risas, sino que las “víctimas” eran administradores elegidos por los trabajadores de la fábrica. Ellos, dijo King, eran por lo general las personas que menos gustaban por su trabajo y este juego les ayudaba a eliminar lo peor de ellos.

King tenía muchos buenos consejos, pero una cosa era segura, King fue un fundador apasionado que hizo las cosas a su manera sin importarle el tamaño de su empresa.

[vc_posts_slider count=1 interval=3 slides_content=teaser slides_title=1 thumb_size=large posttypes=post posts_in=7609]