La primera y sencilla pregunta del Test la fallaron más de la mitad de los estudiantes de la prestigiosa universidad de Harvard: un bate y una bola cuestan 1,10 dólares. Teniendo en cuenta que el bate cuesta un dólar más que la bola, ¿cuánto cuesta la bola?

10 céntimos, ¿verdad? Esa es la respuesta instintiva, pero el precio correcto es 5 céntimos. Esta pregunta trampa es la primera que aparece en el Test de Reflejos Cognitivos (CRT), que consta únicamente de tres preguntas. El profesor Shane Frederick de la Universidad de Yale encontró el modo de medir con él el modo en que las personas suprimen su reacción inicial a favor de una respuesta algo más razonada. Probó este test con unos 3.500 individuos, la mayoría de ellas estudiantes universitarios, y tan sólo el 17% respondió correctamente a las tres preguntas. Esto resultó preocupante, ya que estudios anteriores habían afirmado que cuanto peor es el resultado en estos test más propensa es la persona a cometer errores cognitivos.

¿La explicación? Nuestro cerebro funciona por medio de dos sistemas distintos. El primero de ellos es rápido, intuitivo y requiere poco esfuerzo mental. Es el tipo de proceso por el que reconoces caras, sumas 1+1=2 y respondes “10 céntimos” en el acertijo del bate y la bola. El segundo sistema es lento, analítico y requiere un mayor esfuerzo, y es el que trabaja cuando realmente te concentras en la resolución de un problema y respondes “5 céntimos”. La mayoría del tiempo nuestro cerebro recurre para funcionar al primer sistema, pero en algunos casos cambia al segundo, por ejemplo, cuando algo requiere un “esfuerzo cognitivo”: cuando algo es difícil de procesar, el cerebro elige un modo de pensar deliberado.

Bueno, y por si te lo estás preguntando, estas son las dos otras preguntas del Test de Reflejos Cognitivos:

2. Si a 5 máquinas les cuesta 5 minutos fabricar 5 objetos, ¿cuánto tardarían 100 máquinas en fabricar 100 objetos?

3. En un lago hay un área ocupada por nenúfares. Cada día, esa área dobla su tamaño. Si tarda 48 días en llenar el lago, ¿cuánto tarda en llenar la mitad?